Amparo Rubiales, firme candidata a ser la nueva presidenta del PSOE-A

  • Todas las provincias intentan ir con listas consensuadas al congreso del 12 de marzo

Comentarios 4

Amparo Rubiales es la más firme candidata a ser la próxima presidenta del PSOE de Andalucía, según confirmaron ayer fuentes socialistas a este diario. Rubiales ingresó en el PSOE en 1982, procedente del PCE, y desde entonces ha ocupado puestos públicos de especial relevancia, como la de vicepresidenta del Congreso de los Diputados. En la actualidad, Rubiales es uno de los vocales del Consejo de Estado, y es una mujer con muy buena sintonía con José Antonio Griñán.

Aunque los nombres de la nueva ejecutiva socialista que saldrá del congreso de los días 12 y 13 de marzo no se conocerán en detalle hasta entonces, el PSOE llegará a esos días con algunos de los principales puestos conocidos. El de presidente del PSOE es un cargo más bien de carácter honorífico, que suele recaer en una persona con trayectoria en la formación. Ahora la presidenta es Petronila Guerrero, máxima responsable de la Diputación de Huelva.

Las ejecutivas de las ocho provincias andaluzas están cerrando sus calendarios para elegir delegados al congreso extraordinario que comenzará el 12 de marzo en Sevilla, y del que saldrá elegido Griñán en sustitución de Manuel Chaves. Muchas provincias comenzarán a celebrar las asambleas locales a partir de la próxima semana, de tal modo que el proceso provincial puede concluir el 6 de marzo. La idea de los comités provinciales es acudir al congreso con listas consensuadas, de tal modo que se evite cualquier discrepancia que pueda deslucir la elección de Griñán. En el congreso anterior, celebrado en Granada en 2008, la mayor división se vivió en la provincia de Málaga, donde los hombres reunidos en torno al consejero de Turismo, Luciano Alonso, se quedaron en minoría y fuera de la ejecutiva regional. Ahora, las relaciones entre Alonso y el nuevo secretario provincial, Miguel Ángel Heredia, son buenas, y es posible que Málaga evite la confrontación del pasado. En Sevilla, donde hay diferentes familias, también se quiere llegar al congreso provincial con una lista de delegados en la que prime el consenso.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios