Detenido por instalar una cámara en un baño de una sede de la JuntaImputan a toda la tripulación del barco que atracó con hachís en Málaga

La Policía Nacional de Huelva detuvo ayer a una persona tras abrir una investigación, que continúa su curso, por el hallazgo de una cámara ubicada en uno de los baños de la sede de la Delegación Territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales de la Junta de Andalucía en la capital onubense.

Según confirmaron fuentes de la Subdelegación del Gobierno, la Policía ya ha detenido a una persona, aunque de momento no se puede confirmar si es trabajador de la Administración, que fue quien interpuso una denuncia por estos hechos hace un par de semanas. La investigación policial continúa su curso y ya se han tomado declaraciones a los implicados.

Una limpiadora del edificio fue la que se percató de la presencia de la cámara -con la que se habría grabado a toda persona que hizo uso del aseo durante el tiempo en el que estuvo colocada- en el baño de la entreplanta de esta sede.

Los principales afectados por la colocación de esta cámara oculta son trabajadores de la primera planta, donde no hay aseos, y la entreplanta donde se encontró el objeto.

La tripulación del buque mercante Just Reema, que atracó el domingo en el puerto de Málaga con un alijo de 15,5 toneladas de hachís, ha sido detenida por haber cometido un supuesto delito de tráfico de estupefacientes. Los nueve arrestados son todos de nacionalidad india y siria.

En la actuación, que se ha desarrollado de forma conjunta entre el Servicio de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria y efectivos de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil, se aprendieron finalmente 15.500 kilos de hachis, una cantidad mucho mayor que los 10.000 kilos estimados inicialmente. Según fuentes cercanas a la investigación, el cargamento habría tenido un valor "notoriamente elevando" en el mercado negro por la pureza de la droga.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios