Empresarios piden a la Junta que retire el decreto de campos de golf

  • La asociación de promotores de turismo residencial pide volver a la situación de 2008

La Asociación de Promotores de Turismo Residencial y Deportivo de Andalucía (Promotur) mostró ayer su "total oposición" a la propuesta de cambios realizada por la Consejeria de Turismo de la Junta, en manos de IU, en relación con el decreto que regula las condiciones de implantación y funcionamiento de campos de golf en Andalucia. La asociación reclamó que "se derogue completamente" este decreto y "se vuelva a la situación anterior a 2008, ante este decreto sectario y totalmente demagógico".

Fuentes de Promotur indicaron a Europa Press que la situación actual del sector viene determinada por el decreto 43/2008 y las diversas modificaciones que se han realizado en el mismo, de manera que existe un cuadro normativo que, "aunque nunca supuso la completa aceptación por parte del sector de campos de golf, al menos suponía un consenso de mínimos en el que participaron tanto la Consejería de Turismo y el resto de la Junta de Andalucía, sindicatos, Federación de Golf de Andalucía y empresarios".

La asociación consideró que esta normativa "contenía suficientes reglas y requisitos de carácter ambiental, urbanístico y turístico para asegurar que se pudiera cumplir las finalidades que justifican su propia existencia", aunque lamentan que "sólo se han aprobado dos proyectos, uno en Castellar y otro en Barbate", ambos en la provincia de Cádiz. Agrega que ninguno de los dos se ha llevado a cabo.

Los empresarios indicaron que las causas por las que no se han aprobado mas campos durante los cinco años que han transcurrido desde 2008 son variadas, una de ellas la situación económica general de crisis, pero también apuntan a causas relativas a "la dificultad en cuanto a tramitación y requisitos, en algunos casos excesivos, exigidos en la normativa actual, la falta de preparación y conocimientos de campos de golf por parte de la Consejería de Turismo y otros departamentos, la falta de medios y la actitud de rechazo de los campos de golf por parte de los funcionarios que han intervenido en aplicar la normativa".

Sobre el proyecto de normativa elaborado para modificar el decreto de campos de golf por la Consejería dirigida por Rafael Rodríguez, Promotur lamentó en primer lugar que este proyecto "ha roto el consenso existente sobre la normativa actual", de modo que el proyecto tiene la "total oposición de la Confederación de Empresarios de Andalucía (CEA), de la Real Federación Andaluza de Campos de Golf, de la Asociación española de Gerentes de Campos de Golf y de Promotur, entre otras".

La Consejería "rompe la práctica habitual en materia de turismo y deporte de obtener consensos entre los agentes afectados por una nueva normativa y lleva adelante su proyecto con el único apoyo de los sindicatos". Por ello, Promotur avanzó que presentará alegaciones y recurrirá la norma y calificó la actuación de la Consejería de Turismo como "claramente sectaria", ya que "pretende aprobar una norma basada exclusivamente en su posicionamiento ideológico, con aversión a los campos de golf".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios