Fallece uno de los dos linces ibéricos nacidos en el zoo de Jerez

  • La cría falleció esta madrugada por causas desconocidas. El otro cachorro se encuentra en perfecto estado de salud

Una de las dos crías de lince nacidas el 22 de abril en el Zoobotánico de Jerez de la Frontera ha muerto en la madrugada de este lunes sin que hasta el momento se puedan determinar las causas de su fallecimiento. Por su parte, la otra cría se encuentra de momento en perfecto estado de salud.

Según ha señalado el Zoo en un comunicado, desde que fueron abandonadas por su madre 'Artemisa', una hembra de lince ibérico que lleva siete años en el Zoobotánico, los dos pequeños linces evolucionaban con normalidad. No obstante, esta madrugada, cuando les tocaba una de las tomas de biberón, uno de los cachorros se ha mostrado apático y sin fuerzas. Por su parte, el veterinario encargado de cuidarlos durante las 24 horas del día ha intentado reanimarlo pero no ha sido posible, falleciendo la cría en poco tiempo.

Hasta el momento se desconoce la causa de la muerte, por lo que el cuerpo será enviado el Centro de Análisis y Diagnóstico de la Junta de Andalucía para que se le practique la necropsia con el fin de determinar los motivos del fallecimiento. El segundo cachorro se encuentra en perfecto estado de salud, aunque los veterinarios y el personal del Zoo han extremado las precauciones.

 'Artemisa', una hembra de lince ibérico de siete años mantenida en el Zoobotánico de Jerez, dio a luz a los dos cachorros el 22 de abril, Día Internacional de la Tierra, tras 63 días de gestación.

Esta lince fue capturada en el año 2004 en el Parque Natural de la Sierra de Andújar para formar parte del Programa de Cría en Cautividad de esta especie. Así, ingresó en el Zoobotánico en marzo de 2009 procedente del Centro de El Acebuche, en Doñana, donde se había tratado de emparejar con varios machos sin éxito.

Por segundo año consecutivo se ha emparejado con 'Fran', procedente igualmente de Andújar, lisiado por un cepo que le dejo manco y que hacía muy difícil su supervivencia a largo plazo en la naturaleza, por lo que fue capturado y destinado al Programa de Conservación Ex situ.

 Ambos linces llegaron a copular hasta en 28 ocasiones durante el periodo de celo de ésta que tuvo lugar entre el 17 y el 20 de febrero. Su gestación fue confirmada el pasado 15 de abril tras el análisis de  las hormonas en sus heces llevado a cabo por el Instituto de Zoología y Fauna Silvestre de Berlín (IZW).

Esta es la segunda camada de lince ibérico nacida en el Zoobotánico de Jerez, donde además se han criado varios cachorros procedentes de Doñana y Sierra Morena, las dos únicas poblaciones silvestres del felino más amenazado del mundo.

El lince ibérico se ha reproducido en cautividad hasta la fecha exclusivamente en centros que forman parte del Programa de Conservación Ex situ de la especie: El Acebuche en Doñana, La Olivilla en Santa Elena (Jaén), Silves en el Algarve portugués y el Zoobotánico de Jerez. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios