Griñán avisa que los presupuestos de la Junta serán "extraordinariamente" austeros

  • El presidente andaluz defiende la subida de impuestos porque "mejorará el gasto social"

La austeridad presidirá los presupuestos andaluces para 2010. El jefe del Ejecutivo andaluz, José Antonio Griñán, lo avisó ayer en su intervención en la Interparlamentaria del PSOE-A. Serán "extraordinariamente austeros", dijo Griñán. También anunció que los socialistas andaluces presentarán enmiendas a los Presupuestos Generales del Estado (PGE) para intentar que se "redondee" el porcentaje de inversiones destinado a la comunidad, cumpliendo así con su peso poblacional en el conjunto del Estado, y para que figuren proyectos importantes para la comunidad que a día de hoy no aparecen.

Griñán valoró que Andalucía vaya a recibir 4.180 millones del Estado y recordó que durante los gobiernos del PP la cifra "ni se acercaba" a los 4.000 millones. "No llegaban ni al 13 ó 14 por ciento del porcentaje de la población y Andalucía nunca fue ni la primera ni la segunda comunidad en inversiones, si acaso la tercera", agregó.

Griñán defendió que el hecho de que hayan bajado en un 5% las inversiones del Estado en la comunidad en comparación con el año pasado se justifica en que el Producto Interior Bruto (PIB) ha descendido "prácticamente lo mismo", por lo que, a su juicio, se ha producido una situación de mantenimiento.

Respecto a la subida de impuestos que el Gobierno central va a llevar a cabo, el líder del Ejecutivo andaluz dijo que el incremento del IVA contribuirá a mejorar el gasto social. "Es imposible que se quiera aumentar el gasto social y que se bajen los impuestos", consideró Griñán, quien el Estado ha tomado decisiones "muy importante" de cara a los próximos PGE.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios