La Junta recuerda a la CEA que es parte de la planificación económica de Andalucía

  • El PSOE le recrimina a Herrero que quiera "romper" el modelo de concertación social

Comentarios 1

A la Junta y al PSOE no les ha sentado nada bien el último movimiento de la patronal andaluza colocando al Ejecutivo autonómico como el principal lastre del desarrollo económico por su "excesivo intervencionismo", y menos aún su apuesta por una "regeneración total" de la vida política andaluza. Después de siete acuerdos de concertación social, en los que el Gobierno andaluz, los empresarios y los sindicatos han ido definiendo el modelo económico, ninguno de los dos terminan de entender ese cambio de posición del presidente de la Confederación de Empresarios de Andalucía (CEA), Santiago Herrero, salvo que sea por efecto de la proximidad del 25-M y una necesidad de posicionarse al lado del partido al que las encuestas dan la victoria.

Este viraje de la CEA les ha cogido por sorpresa, pero en el PSOE tienen claro que es una contraprestación al PP por esa reforma laboral no negociada, y que vendría a servir de excusa para "romper" el modelo "exitoso" de la concertación vigente en Andalucía los últimos 30 años, y en los que, precisamente, consta la firma de Herrero. Para la secretaria de Organización del PSOE-A, Susana Díaz, tal vez Herrero cree que, a raíz de esta reforma, "ya sería suficiente con alcanzar acuerdos con el Gobierno del PP" y acabar con la concertación que ha habido en Andalucía. Ante el tufo electoral de sus declaraciones, el consejero de Empleo, Manuel Recio, le conminó a que despejar la duda de si es o no así, aconsejándole una posición "neutral", ya que "entre los empresarios hay personas de todas las ideologías".

Quien no quiso ver las palabras de Herrero en clave electoral fue el presidente de la Junta, José Antonio Griñán, que quiso desmontar su ataque -criticó la "omnipresencia" social y económica de la Junta y un sector público "sobredimensionado y empresarialmente intervencionista"- incidiendo en que la CEA ha sido partícipe de la política económica andaluza de estos 30 años, que se ha desarrollado a través de la "concertación social, que une Gobierno, sindicatos y a la CEA" y que ha dado "buenos rendimientos y resultados". Y respecto al sector público, precisó que "su peso no es superior al que tiene en otras partes de España o Europa", a la vez que advirtió de que no va a "renunciar en ningún caso a una educación pública ni a una sanidad pública".

Al margen tampoco se quiso quedar CCOO, cuyo secretario general en Andalucía, Francisco Carbonero, ironizó con que "quizá lo que hace falta es regenerar el tejido empresarial de unos empresarios que han estado y siguen pensado en el pelotazo y la especulación".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios