La Junta marcará nuevas zonas de riesgo en su plan de inundaciones

  • Existen actualmente 1.000 puntos negros en 428 municipios, lo que afecta al 60% de la población

El consejero de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía, José Juan Díaz Trillo, adelantó ayer que el nuevo Plan de Prevención contra las Avenidas e Inundaciones de la comunidad en el que el Gobierno andaluz trabaja para actualizar el vigente de 2002 "supondrá la calificación de más zonas de riesgo".

Según indicó el consejero, un determinado urbanismo "anárquico" desarrollado cuando no se contaba con la tecnología de la que hoy disponemos, ha tenido como consecuencia la construcción de infraestructuras y viviendas en zonas "sensibles" antes las inundaciones, de manera que hay poblaciones asentadas "en medio de cauces públicos".

Debido a esta situación, "que hemos podido comprobar en las inundaciones que se produjeron a consecuencia del temporal del pasado invierno, el nuevo Plan de Prevención contra las Avenidas e Inundaciones supondrá la calificación de nuevas zonas de riesgo", explicó Díaz Trillo.

Hay que recordar que en Andalucía existen actualmente más de 1.000 puntos negros en unos 428 municipios andaluces, lo que supone que el 56% de los municipios andaluces tienen problemas de inundaciones y que la población afectada asciende al 60% del total, siendo las provincias más perjudicadas son las del litoral mediterráneo.

Además, señaló que la primera Ley de Aguas de Andalucía, aprobada por el Parlamento andaluz el pasado 22 de julio, contempla por primera vez la planificación contra las inundaciones, que requiere hacer, según dijo, una labor doble "por un lado, la alerta y la precaución y, por otro, la restauración y la recuperación de los cauces públicos, lo que requerirá una inversión compleja".

Díaz Trillo afirmó que la Administración autonómica "quiere ser modélica en la gestión del agua", ahora que ha adquirido su mayoría de edad en esta materia con la asunción de las competencias de todas las aguas que discurren por la comunidad y su primera Ley de Aguas, haciendo frente a su "complejidad climática mediante la administración justa del agua y el abastecimiento de la población, sin olvidar la protección y preservación del recurso".

En este sentido, se mostró "convencido" de que Andalucía hará sus deberes y llegará a la fecha establecida por la Directiva Marco Europea de Aguas, el año 2015, con un buen estado ecológico de sus masas de agua.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios