Moreno augura una convivencia sustentada en el respeto al profesorado

  • La consejera de Educación dice que en los centros no existe un día a día problemático

La consejera andaluza de Educación, Mar Moreno, aseguró ayer que la convivencia en los centros escolares "se basará en el respeto al profesorado", al valorar los nuevos reglamentos de organización de los centros docentes, respaldados por la mayoría de la comunidad educativa. Moreno, que en conferencia de prensa recordó que estos nuevos reglamentos darán al profesorado la categoría de "autoridad magistral y académica", explicó que otras comunidades autónomas que le han otorgado la de "autoridad pública" -como Madrid-, al carecer de competencia para ello, "se quedan en el nombre", ya que la regulación penal depende del Congreso de los Diputados.

"Desde el principio nos hemos apartado de la vertiente penal", señaló la consejera, para asegurar que se ha buscado "el reconocimiento y la estima del profesorado por parte de toda la sociedad". Para Moreno, la declaración de "autoridad magistral y académica" es algo más que "una declaración de principios".

Los docentes dispondrán de una carta de derechos del profesorado que los protegerá en caso de ser agredidos o ante otros "problemas de convivencia" con asesoramiento jurídico y psicológico, entre otras medidas.

"Una sociedad que pierde el respeto a sus maestros se pierde el respeto a sí misma" y ese respeto "es sentido mayoritariamente por los alumnos y las familias", insistió la consejera al declararse "absolutamente contraria a esa imagen de falta de respeto, y de una juventud irresponsable". "Hay una gran divergencia entre la imagen que se proyecta de la convivencia en los centros y del clima real" que se vive en ellos, según Moreno, quien también recordó que las normas escolares de convivencia datan de 2007 y sólo ha sido preciso actualizarlas en cuestiones de nuevas tecnologías o acoso escolar.

Según Moreno, los nuevos reglamentos propiciarán que se tomen decisiones "a pie de tiza", en alusión a la autonomía de los centros y el peso de los profesores en la toma de decisiones. Los reglamentos tendrán que ser aprobados por el Consejo de Gobierno.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios