Andalucía

El PSOE-A abomina de las primarias

  • La dirección tacha de "ejemplar y modélico" el proceso de designación de los candidatos para las municipales y justifica su aversión a unas elecciones internas porque "los ciudadanos no las entenderían en plena crisis"

Comentarios 13

Con Madrid tiene bastante. Allá los compañeros del PSM con el choque entre Trinidad Jiménez y Tomás Gómez para dirimir cuál de los dos será el que lidere la candidatura de los socialistas a la Comunidad de Madrid. Pero lo que es en Andalucía, el PSOE no quiere oír ni hablar de primarias. Que se lo digan a Ignacio Trillo en Málaga, que no hace más que recibir rapapolvos de la dirección regional, que apuesta por María Gámez para arrebatarle al PP-A la Alcaldía de la capital de la Costa del Sol.

En esa línea, protagonizó ayer un capítulo más la secretaria de Organización de los socialistas andaluces, Susana Díaz, quien calificó el proceso de elección de los candidatos socialistas para las capitales de provincia en las próximas municipales de "ejemplar y modélico". Díaz justifica la no celebración de primarias: en una situación de crisis económica como la actual los ciudadanos no lo entenderían.

Los socialistas, en opinión de su dirigente, han actuado con "responsabilidad, con diálogo hasta el agotamiento y con cohesión", poniendo por encima el interés de los ciudadanos, "en un momento en el que no se entendería que perdiéramos el tiempo en debates internos estériles y no nos ocupáramos de nuestra responsabilidad que es salir cuanto antes de la crisis". Díaz recordó que "iniciamos el proceso con la designación de Juan Espadas en Sevilla, que ya ha sido valorada reiteradamente por el conjunto de la organización como un modelo en ese sentido para el resto del territorio andaluz". Díaz también apuntó que ya se han nombrado a Petronila Guerrero en Huelva; a Marta Meléndez en Cádiz; a Francisco Cuenca en Granada; a María Gámez en Málaga y que en los próximos días se nombrará a Carmen Peñalver en Jaén.

El PSOE-A está a la espera de nombrar a los candidatos en Córdoba -Griñán quiere como cabeza de lista al ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos- y Almería. Díaz insistió en que en ambas capitales los nombramientos serán fruto también del "diálogo y el consenso. Estamos buscando a los mejores que es lo que esperan los ciudadanos de nosotros para renovar la confianza en la primavera de 2011".

Al hilo de ello, Díaz enfatizó que el PSOE-A es un partido participativo, "donde la cantidad de noticias que se generan en cuanto a la elección de los candidatos no se da en otros partidos donde las designaciones son a dedo, donde cada fin de semana y, en función de lo que se le antoje al señor Arenas y al sol que le haya dado, saca un número de candidatos u otro". La dirigente socialista insistió en que hay que mirar las elecciones de 2007 y ver por qué los andaluces depositaron la confianza en casi 500 alcaldes del PSOE-A.

De otro lado, la secretaria de Organización del PSOE-A apuntó que la valoración de los pactos alcanzados con IU-CA en los ayuntamientos andaluces es "buena". "La mayoría han funcionado bien y han permitido mejorar el estado de bienestar de algunas ciudades", agregó.

Díaz, que no descartó la posibilidad de que se reediten, dijo, no obstante, que "cuando uno se presenta a las elecciones lo hace para ganar, no para empatar ni para pactar". Destacó que su formación tiene claro que va a logran la confianza mayoritaria de los andaluces "para seguir defendiendo los intereses de esta tierra desde las instituciones que están más cerca de los ciudadanos, que son los ayuntamientos".

El secretario general del PP-A, Antonio Sanz, ironizó con el "guirigay" que tiene montado el PSOE para nombrar a sus candidatos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios