El Parlamento crea un puesto a medida para el ex letrado mayor

  • Durante un año, José Antonio Víboras asesorará a los miembros de la Mesa de la Cámara a petición del presidente

El pasado 21 de junio, el Parlamento de Andalucía cumplió 33 años desde su conformación en 1982. Cinco días antes, la Mesa de la Cámara conoció la renuncia de José Víboras Jiménez como letrado mayor y secretario general del órgano legislativo autonómico después de casi 21 años de dedicación "al servicio de un cargo de tan especial complejidad". La cita corresponde a una resolución de la reunión de la Mesa el 15 de julio, donde se instauró en el Parlamento el estatus de ex letrado mayor, puesto que ocupa Víboras desde que la Mesa aprobó la mencionada resolución, que tiene validez con carácter retroactivo desde el 1 de julio, día que se hizo efectiva la renuncia del letrado.

Para la creación de esta nueva figura en la estructura del Parlamento, Vicente Perea, letrado adjunto al letrado mayor de la Cámara andaluza, consultó a la Secretaría General del Senado respecto al estatus de ex letrado mayor que existe en la Cámara Alta y en el Congreso de los diputados. El objetivo de la consulta, realizada sólo un día después de que se hiciera efectiva la renuncia de Víboras, era conocer las funciones del puesto para, de esta manera, establecer las competencias de su homólogo andaluz.

La resolución, que se publicó en el Boletín Oficial del Parlamento de Andalucía (BOPA) del 22 de julio, indica que tendrán consideración de ex letrado mayor del órgano legislativo aquellos que hayan ejercido el cargo durante, al menos, dos legislaturas autonómicas.

La creación del puesto se basa en la potestad de la Mesa del Parlamento de modificar el gobierno interior de la Cámara y establece que dentro del año posterior a la fecha del cese del letrado mayor "asumirá exclusivamente" varias funciones. Una de sus labores será el asesoramiento al presidente de la Cámara -Juan Pablo Durán durante la X legislatura- cuando lo requiera, sin perjuicio de las funciones atribuidas al letrado mayor por el Estatuto de Gobierno y Régimen Interior del Parlamento.

Hasta el próximo 1 de julio, José Antonio Víboras también se centrará en la asistencia técnica y el asesoramiento a las mesas y a los presidentes de las comisiones que le asigne Durán a propuesta de Francisco Javier Pardo Falcón, actual letrado mayor de la Cámara. Además Víboras podrá realizar "cualesquiera otros cometidos específicos" que le atribuya la Mesa del Parlamento a propuesta del Presidente "en consideración a la experiencia adquirida en el ejercicio de su cargo".

Cuando se cumpla un año desde el momento del cese de José Antonio Víboras, pasará a asumir las funciones propias de los letrados en activo contempladas en el reglamento del Parlamento hasta que llegue el momento de su jubilación.

En el apartado de sueldos, la resolución publicada en el BOPA establece que las retribuciones de los ex letrados mayores se corresponderán con las previstas para el letrado adjunto al letrado mayor de la Cámara.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios