Sindicatos y ciudadanos exigen que el fuego de Huelva se investigue "a fondo"

  • UGT, CCOO y la Mesa de la Ría emplazan a Cepsa y a la Junta a que esclarezcan las causas del siniestro que mató a dos trabajadores · Los fallecidos son despedidos en un funeral multitudinario

La jornada de dolor y silencio que vivió ayer Huelva fue el contrapunto de las voces que, de forma unánime, se alzaron exigiendo una investigación "a fondo" de las causas del incendio que el miércoles se produjo en la refinería La Rábida de Cepsa y que acabó con la vida de dos trabajadores. Ambos fueron ayer despedidos por una multitud en un funeral celebrado en el tanatorio de Huelva. Los otros dos empleados que resultaron heridos y que permanecen en la Unidad de Quemados del Hospital Virgen del Rocío de Sevilla se mantienen estables dentro de la gravedad.

Sindicatos y colectivos ciudadanos pidieron que se depuren responsabilidades que correspondan tras una exhaustiva investigación de las causas del siniestro. UGT y CCOO se mostrarán "vigilantes" en el seguimiento de las pesquisas que arrojen la máxima luz posible sobre un incendio que ya cuenta con el triste récord de ser el más grave registrado en los 45 años de la historia de la refinería. El secretario general de la central ugetista en Huelva, Jorge Puente, quien lamentó que el accidente se haya producido en una de las empresas que "en teoría es un modelo en la gestión de la prevención de salud y riesgos laborales", destacó que la situación se agrava, porque con los dos trabajadores fallecidos Huelva "se coloca en las mismas cifras de accidentes mortales que el año pasado, con seis muertes, teniendo en cuenta que la actividad ha disminuido y que el paro ha aumentado al igual que la afiliciación a la seguridad social".

CCOO reclamó que las medidades de seguridad deben extremarse en el futuro y anunció que esperará a las conclusiones de las investigaciones para exigir la "depuración de responsabilidades". El sindicato volvió a pedir a empresas y trabajadores que "tomen conciencia de la importancia de evitar riesgos innecesarios y de aumentar la seguridad en el puesto de trabajo".

Especialmente beligerante fue el pronunciamiento de la Mesa de la Ría, que exigió a la Junta que actúe con "total transparencia" y "depure responsabilidades". Los miembros de esta organización consideran que desde la Administración autonómica "se ha tenido siempre una actitud poco clara en relación a los accidentes producidos con anterioridad y se ha restado importancia en todos los casos". Para la Mesa de la Ría, "la muerte de dos trabajadores es un hecho gravísimo que debe hacer que desde la Junta se cambie la política de complacencia por una política de exigencia, que acabe con la política de escaparate que preside todas las actuaciones de las empresas del Polo Químico y de la propia Junta cuando se trata de este sector. No se puede permitir por más tiempo la impunidad de la que gozan estas empresas cuando se trata de dar respuestas de los accidentes".

El colectivo ciudadano también exige "la máxima información" sobre el riesgo que ha corrido la población."Huelva tiene derecho a saber qué se hace para garantizar su seguridad, con una respuesta que no sea la habitual práctica de matar al mensajero, para la que ni la Junta ni las empresas escatiman tiempo y dinero".

Precisamente el consejero de Medio Ambiente, José Juan Díaz Trillo, presente en el funeral de las víctimas, indicó que la "principal preocupación" del Ejecutivo andaluz "es ahora y seguirá siendo la seguridad, y en estos momentos la prioridad es esclarecer el accidente para actuar en consecuencia".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios