"Hay una campaña repugnante de ataque contra los sindicatos"

  • Rubalcaba se arrima en la Convención del PSOE andaluz a las centrales en su oposición a la reforma laboral y avisa de que el PP es el cambio, pero "a peor, hacia atrás"

Comentarios 5

"Hay una campaña repugnante de ataque a los sindicatos porque han osado decir que no a la reforma laboral. Al que asome la cabeza, al que se oponga, duro con él; al que ataque, lo atizo". El secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, centró buena parte del discurso que hizo en la Convención Programática del partido en Andalucía celebrada ayer en Málaga en las críticas a los cambios realizados por el Gobierno del Partido Popular.

Rubalcaba apuntó que los trabajadores están dispuestos a hacer "un gran esfuerzo de solidaridad" pero que debe ser justo y conducir a algún sitio, no ser un retroceso "a la época del esclavismo laboral del siglo XIX para que algunos empresarios se forren". El líder socialista arremetió contra la reforma laboral porque dijo que "en 30 días nos quieren retrotraer 30 años de derechos laborales".

En vísperas de las manifestaciones convocadas por las centrales sindicales contra la reforma laboral, Rubalcaba lamentó que "la única libertad que el PP está dispuesto a ampliar es la libertad para despedir". Y añadió que el objetivo del Gobierno con esos cambios legislativos es que se pueda "despedir barato a los padres para contratar en precario a los jóvenes". La convención -en la que se elaboraron las propuestas del programa electoral para los comicios andaluces y a la que acudieron unos mil militantes socialistas de toda la comunida- se convirtió en un acto de apoyo al candidato del PSOE a la Presidencia de la Junta, José Antonio Griñán.

El secretario general socialista criticó que la reforma laboral dé a las empresas un "derecho casi omnímodo sobre el futuro de sus trabajadores" y argumentó que la flexibilidad de la que habla el Gobierno supone que "el empresario se acerca al trabajador y le dice tienes una bajada de sueldo y si no la aceptas, aquí tienes la cuenta y la puerta". Además, reprochó que en un momento de recesión económica se abarate el despido. "Abaratar el despido cuando la economía no crece es que haya más despidos y más desempleo", esgrimió.

Rubalcaba también reinterpretó el eslógan del candidato del PP a la Presidencia de la Junta, Javier Arenas, que dice que es el cambio en Andalucía. Recordó la congelación del salario mínimo interprofesional, los despidos de investigadores en Valencia, las mujeres maltratadas sin casa de acogida en Castilla-La Mancha y el cambio de temario en las oposiciones. "El PP es el cambio a peor, hacia atrás", concluyó. Y sentenció que Arenas "no es diferente" a Rajoy, Cospedal, Fabra, Camps o Aguirre, dirigentes populares que ya gobiernan en España y en otras autonomías. Por ello, dijo que los andaluces tienen "ventaja" a la hora de votar en las próximas elecciones autonómicas porque ya conocen las políticas del PP allí donde gobierna, ya saben "lo que ocultaron y lo que mintieron".

Rubalcaba contrapuso además el modelo sanitario de Castilla-La Mancha, autonomía gobernada por los populares, con el de Andalucía, y recordó que mientras en aquella comunidad se privatizaban cuatro hospitales, en la sanidad pública andaluza nacía Estrella, la niña que salvará a su hermano con la sangre de su cordón umbilical. El secretario general socialista añadió que viendo lo que pasa con la sanidad pública en las comunidades que gobierna el PP, seguramente Estrella no habría nacido porque una sanidad tan avanzada y equitativa "no hubiera sido posible sin 30 años de gobierno del PSOE en Andalucía".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios