La criminalidad descendió en Andalucía un 5,7% en 2014

  • Destaca la bajada de la delincuencia violenta y de los robos con violencia. En España los delitos y faltas caen un 3,6% pero crecen los asesinatos y homicidios dolosos.

Comentarios 4

La criminalidad descendió en Andalucía un 5,7% en 2014 respecto al año anterior, según el balance de publicado por el Ministerio del Interior, que refleja una bajada de los delitos en un 7,4% y de las faltas en un 4,3%.

El número de infracciones penales (delitos más faltas) ha alcanzado la cifra de 352.420 en el año 2014, mientras que en 2013 se situó 373.846, lo que equivale a un descenso del 5,7 por ciento. Diferenciando entre delitos y faltas, esta bajada de la criminalidad se concreta en un descenso del 7,4% de los delitos (que pasan de 175.287 en 2013 a 162.401 en 2014) y del 4,3% de las faltas (pasan de 198.559 a 190.019 en el mismo periodo).

En un comunicado la delegada del Gobierno en Andalucía, Carmen Crespo, ha destacado el aumento en la tasa de esclarecimiento de delitos, que en 2014 ha alcanzado el 49,9%, mientras que en 2013 se situó en un 48,6%. Por tanto, ha resaltado que continúa la tendencia positiva que "pone de manifiesto la eficacia y la gran labor investigadora que están realizando los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado". A este respecto, ha señalado que la tasa de delitos esclarecidos en Andalucía ha subido 4,5 puntos desde el año 2011 y ha agradecido el "esfuerzo" que realizan los mandos y agentes de la Policía Nacional, la Guardia Civil y las diferentes Policías locales -cuya labor también se refleja en el balance estadístico-.

Ha hecho hincapié en la evolución en Andalucía de la delincuencia violenta, que ha descendido en un 15,4% en 2014, así como la reducción del 20,3% en los robos con violencia o intimidación. También ha señalado la bajada del 12% de los robos con fuerza en domicilios, "algo que preocupa especialmente a los ciudadanos", mientras que los robos con fuerza también han experimentado una reducción del 13,6%. En este sentido, ha destacado el éxito de los planes específicos puestos en marcha por el ministerio, principalmente los de robos en viviendas y sustracciones en explotaciones agrícolas y ganaderas, que han supuesto un descenso acusado de estas formas de criminalidad.

En cuanto a la sustracción de vehículos a motor, se han reducido en un 8,4%, mientras que los delitos de daños y hurtos han caído un 5 y un 9,3% respectivamente. Los delitos relacionados con el tráfico de drogas han crecido un 2%.

La delegada del Gobierno en Andalucía ha destacado la paulatina reducción de la tasa de criminalidad durante la legislatura (indicador que mide las infracciones penales por cada 1.000 habitantes), al pasar de 48,3 puntos en el año 2011 a 41,9 al cierre de 2014, por lo que  "en tres años, se ha reducido casi 6 puntos". A su juicio, estos datos confirman que "España es un país seguro", al tiempo que ha subrayado la importancia que esta realidad tiene en Andalucía, "donde la seguridad es un valor fundamental por la gran importancia que tiene para sectores como el turismo o la inversión económica". "La opinión pública también percibe una mayor seguridad", ha dicho Crespo, "como muestran las diferentes encuestas nacionales y europeas, que arrojan los valores más bajos de toda la serie histórica en la preocupación por la seguridad".

En España, los delitos y faltas disminuyeron un 3,6% en el pasado año, pero los asesinatos consumados y homicidios dolosos crecieron un 6,6% y se situaron en 322, frente a los 302 de 2013, según consta en el Balance de Criminalidad. "Asesinatos consumados" y homicidios dolosos fue la única categoría de delitos que aumentó durante 2014, mientras que en todas las demás, desde delincuencia violenta hasta hurtos, se registraron caídas de entre el 17 y el 3,6%. La cifra total de delitos y faltas, según el método homologado por Eurostat, fue de 2,09 millones.

La delincuencia violenta cayó un 14,1% y se situó en 90.614 delitos. Dentro de esa categoría, los casos de robo con violencia e intimidación se redujeron un 17,3%, hasta 71.187. Los robos con fuerza tambien cayeron, un 9,6%, hasta 345.105, y en concreto los robos con fuerza en domicilios disminuyeron un 4,4%, hasta un total de 121.783. En 2014 se produjeron 43.374 robos de vehículos a motor, un 11,2% menos que en 2013. Por último, los casos de tráfico de drogas cayeron un 6,1%, hasta 13.426; mientras los daños se redujeron un 3,6%, hasta 218.350, y los hurtos en un 5,4%, hasta 728.512. Según ha destacado Interior, estas cifras llevan a que la tasa de criminalidad sea de 44,8 delitos y faltas por cada 1.000 habitantes, manteniéndose "entre las más bajas de la Unión Europea".

El informe recoge la evolución de la criminalidad en España registrada por las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado (Policía Nacional y Guardia Civil), las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad dependientes de las Comunidades Autónomas (Ertzaintza, Mossos d'Esquadra y Policía Foral de Navarra), y también aquellos Cuerpos de Policía Local que facilitan datos a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, refleja los datos de los doce meses del pasado año. El informe incluye datos desagregados por comunidades autónomas y provincias, y también los relativos a las islas, las capitales de provincia y las ciudades de más de 50.000 habitantes, hasta un total de 146.

Por comunidades autónomas, los delitos y faltas cayeron en todas con la excepción de Navarra, donde aumentaron un 16,9%, pero Interior ha explicado que se debe a la "incorporación paulatina e incremental de datos procedentes de los Cuerpos de Policía Local". Los mayores descensos se han dado en Ceuta (-9,3%), Baleares (-6,9%) y La Rioja (-6,7%).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios