Un hombre apuñala en Granada a su mujer y a su hijo de 15 meses

  • El presunto agresor sufrió una bajada de azúcar y arremetió contra el menor y su madre cuando iba a ser atendido

La Guardia Civil detuvo ayer a un hombre de 34 años en Nívar (Granada) después de apuñalar a su mujer y a su hijo de apenas 15 meses en la vivienda en la que vivían los tres. El suceso, según informaron ayer fuentes del instituto armado, tuvo lugar después de que el detenido sufriera un episodio de "enajenación mental" provocada por una hipoglucemia (una bajada de azúcar), lo que le habría llevado a tomar una actitud agresiva hacia sus familiares. Al parecer, los hechos se produjeron en la noche del pasado domingo. El hombre comenzó a sufrir el mencionado cuadro de hipoglucemia cuando su mujer abandonó la vivienda en busca de ayuda. Fue en este momento cuando el hombre hirió al niño en un pulmón con un cuchillo.

Cuando la madre del pequeño se percató de lo que ocurría e intentó protegerlo, su marido le apuñaló por la espalda. Las dos víctimas fueron atendidas por los servicios de emergencia en el lugar del suceso, aunque posteriormente fueron trasladados a sendos hospitales de Granada.

Ambos se encuentran estables, según los respectivos partes médicos, aunque dentro de la gravedad. La mujer fue intervenida quirúrgicamente a lo largo de la jornada de ayer, mientras que el menor en encuentra intubado y sedado.

El menor fue el que se llevó la peor parte en esta agresión, ya que, su padre le propinó hasta tres cuchilladas, que le han provocado heridas en abdomen y el tórax.

La Guardia Civil determinó en el inicio de su investigación del caso que el acto violento estuvo provocado por la hipoglucemia que sufrió el detenido, ya que uno de los síntomas de esta bajada de azúcar es la enajenación mental. Además, el hombre, y así lo atestiguó su esposa, nunca había mostrado un carácter violento y carece de denuncias por malos tratos y antecedentes penales.

No obstante, la consejera de Igualdad de la Junta, Micaela Navarro, declaró ayer que el suceso corresponde a un caso de violencia de género "tal como parecen indicar todas las circunstancias" y sin que valga "ninguna justificación".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios