Dos hombres mueren tiroteados en un polígono de Granada

  • Las víctimas son dos hermanos portugueses que intercambiaron disparos con otro hombre en un restaurante

Dos hermanos de nacionalidad portuguesa perdieron ayer la vida en un tiroteo que tuvo lugar en las inmediaciones de un restaurante del polígono tecnológico de Ogíjares (Granada), en el que también resultó herido un hombre de 30 años, que fue detenido por la Guardia Civil como presunto implicado en el suceso. El intercambio de disparos se produjo al mediodía en la avenida de Madrid, donde al parecer tuvo lugar una discusión entre los tres implicados, cerca del restaurante El Cafetal.

A consecuencia del tiroteo fallecieron los hermanos A.R. y M. R., de unos 30 años, mientras que el detenido F. R. F., granadino de la misma edad, sufrió heridas superficiales de arma de fuego, por lo que ha sido trasladado a un centro hospitalario. Aunque las causas de la reyerta no trascendieron, fuentes policiales apuntaron que podía estar motivada por desavenencias previas entre las mujeres de los implicados, relacionadas con la venta ambulante.

Las inmediaciones del establecimiento donde ocurrieron los hechos fueron acordonadas por agentes de la Guardia Civil, donde los agentes inspeccionaron la zona una vez que los cadáveres fueron levantados por la autoridad judicial. Un testigo de los hechos relató que, una vez que escuchó en el bar cómo varias personas estaban discutiendo, optó por marcharse y pudo oír posteriormente el intercambio de disparos. El detenido, que se encuentra en observación en un centro hospitalario, será trasladado a la Comandancia de la Guardia Civil de Granada una vez que sea dado de alta.

La alcaldesa de Ogíjares, Herminia Fornieles, lamentó que el municipio "haya sido testigo" del tiroteo, un "desgraciado incidente que ha generado sensación de inseguridad entre los vecinos". Fornieles explicó que la zona es "muy concurrida", por donde transitan "multitud de trabajadores y vecinos", por lo que, según aseguró, "pudo haber resultado herida mucha más gente".

"Ha sido un tiroteo en pura regla y a plena luz del día", dijo la regidora, quien lamentó que "haya personas que van a trabajar con armas en su poder", una situación que, según añadió, ha generado "cierta sensación de inseguridad entre los vecinos del pueblo", se quejó Fornieles.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios