La plantilla del Ayuntamiento de La Línea desconvoca la huelga indefinida

  • Los sindicatos aseguran que la primera jornada de paro sin servicios mínimos fue secundada por "casi la totalidad" del personal · El alcalde dice que fue "ilegal"

El Ayuntamiento de La Línea de la Concepción (Cádiz) vivió ayer una jornada de inactividad debido a la huelga sin servicios mínimos convocada por las secciones sindicales de CCOO, UGT y USO, cuyos representantes aseguraron a este diario que "casi la totalidad" de la plantilla secundó el paro por el impago de la nómina de julio y el 30% de la extraordinaria de verano.

Los trabajadores regresarán hoy a sus puestos de trabajo tras quedar desconvocada en asamblea la huelga indefinida, que el equipo de gobierno calificó ayer de "ilegal" y que, según informó en un comunicado de prensa, "traerá graves consecuencias".

La jornada arrancó a las 8:00 con la concentración a las puertas del Palacio de Congresos de unos trescientos trabajadores municipales, una cifra que satisfizo a los sindicatos dado que parte de la plantilla está de vacaciones y que los agentes de la Policía Local de servicio no podían participar. Sin embargo, fueron muchos los empleados que no acudieron a sus puestos de trabajo pero tampoco estuvieron presentes en las acciones de protesta.

Acto seguido, se reunieron en el auditorio del Palacio de Congresos, donde los representantes sindicales explicaron al personal el contenido de la reunión mantenida la noche del martes con el alcalde, Alejandro Sánchez (PP). Dirigentes de UGT, USO y CCOO explicaron que la plantilla se había visto abocada "a la huelga total" y a presionar "al máximo", ante la nula actuación del Equipo de Gobierno, al que ya se le había dado un plazo "bastante amplio" para pagar, y porque la reunión mantenida fue fallida. A esto añadieron que tenían constancia de que desde el Ayuntamiento se había "amenazado" a los trabajadores "con el despido" para que no fueran a la huelga.

Tras esta asamblea, se organizaron los piquetes en grupos de entre quince y veinte personas, que se dirigieron a distintas dependencias municipales donde permanecían empleados que habían optado por acudir a sus puestos de trabajo, lo que dio pie a momentos de tensión.

En una segunda asamblea, los sindicatos acordaron desconvocar la huelga indefinida ante la previsión de que la plantilla no cobre el resto de la extraordinaria y la nómina de julio hasta finales de este mes, y para no perjudicarles más.

El equipo de gobierno dijo en un comunicado haber realizado un seguimiento de la huelga y tener "datos concretos de las personas que la han secundado, de aquellas a las que se les ha impedido el acceso al trabajo por parte de piquetes informativos, y de otras que de forma coaccionada han tenido que abandonar sus puestos. El alcalde, Alejandro Sánchez, actuará con firmeza y determinación y con todas las consecuencias previstas por la ley en estos casos".

En el comunicado, el Gobierno local dijo que la protesta era ilegal por "no estar autorizada por el organismo competente" y porque el Ayuntamiento no recibió ninguna comunicación que la autorizase.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios