Ni socialistas ni populares moverán ficha en una diputación con el PAL en la oposición

  • El PSOE está en minoría y obligado a buscar "acuerdos puntuales" con otros partidos

La ruptura del pacto entre PSOE y PAL en la Diputación de Almería, con el consiguiente cese de José Añez y Ángel Díaz de sus funciones en el equipo de gobierno, provoca un nuevo escenario en la institución. El equipo de gobierno se ha visto reducido a un grupo de 12 diputados que a día de hoy son minoría. Para aprobar en pleno cualquier medida, para sacar adelante sus proposiciones y mociones, deberán buscarse el apoyo de una oposición entre la que ya se encuentran dos de las personas que han dirigido la casa de los 102 pueblos en los últimos seis años. Añez y Díaz han dejado de marcar el camino a seguir. Eso sí, podrán seguir apoyando al PSOE con sus dos votos, que es lo que ya sospecha el Grupo Popular.

José Fernández, portavoz del PP, dijo ayer que "no descartamos que los diputados del PAL gobiernen en la sombra y la ruptura sólo sea un gesto de cara a la galería". Los populares exigen que se rompan todos los lazos con el PAL y ofrecen a cambio "estabilidad institucional" si se les tiene en cuenta en los grandes temas.

El presidente de Diputación, Juan Carlos Usero, aseguró que no va a considerar la petición del PP, que exigió su dimisión, y dejó bien claro que van a garantizar la "gobernabilidad" con el mismo número de diputados que el PP, su principal oposición, que son 12. "Se buscará la colaboración y llegar a acuerdos puntuales con otras fuerzas políticas", anunció ayer el dirigente socialista tras descartar un posible acuerdo de gobierno con el único diputado que tiene Izquierda Unida, Juan Romero. "Para alcanzar acuerdos puntuales tienen que sumar 14 votos y eso sólo lo pueden hacer con el con el PP", argumentó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios