El programa Incorpora permite contratar a unas 3.800 personas excluidas

  • Desde 2007 han sido atendidas 9.885 personas con especiales dificultades para lograr un empleo, como discapacitados, mayores de 45 años desempleados, con problemas de drogodependencias o víctimas de violencia de género.

El programa Incorpora, que desarrollan la Obra Social La Caixa y la Consejería para la Igualdad y Bienestar Social de la Junta, ha hecho posible la contratación de 3.757 personas que se encontraban en riesgo de exclusión social en la comunidad andaluza, según han informado la consejera Micaela Navarro y el director ejecutivo Territorial Sur de La Caixa, Juan Reguera, durante la presentación de la nueva edición de esta iniciativa que se desarrollan en Andalucía con la colaboración de 31 entidades sociales. Así, en los cinco primeros años de desarrollo del programa, desde 2007 hasta 2011, se ha atendido a un total de 9.885 personas con especiales dificultades para lograr un empleo, el 54% de éstas, mujeres. Se trata, fundamentalmente, de personas con discapacidad, mayores de 45 años desempleados, con problemas de drogodependencias o víctimas de violencia de género. De esta manera, Incorpora ha logrado en estos cinco años un grado de inserción laboral superior al 37% en Andalucía, ya que de las 9.885 personas atendidas, 3.757 han sido contratadas posteriormente por empresas del sector público o privado, el 62% de estas personas eran mujeres. 

Por provincias, los datos reflejan que en Almería han sido atendidas 924 personas y 242 contratadas; en Cádiz, 1.311 atendidas y 441 contratadas; en la provincia de Córdoba, 935 atendidas y 364 contratadas; 1.196 atendidas y 607 contratadas en Granada; en Huelva, 806 atendidas y 289 contratadas; en Jaén, 716 atendidas y 321 contratadas; en Málaga, 1.944 personas atendidas y 652 contratadas; y, por último, en Sevilla han sido 2.053 las personas atendidas y 841, las contratadas. La consejera ha señalado que el programa "abre las puertas" a personas con pocas posibilidades, una puertas, que gracias a La Caixa, abren otras empresas. "Es imposible abrir las puertas por culpa de los prejuicios previos, que nos hacen desconocer ciertas potencialidades de algunas personas", ha añadido. 

Por sectores, el 80% de las 1.758 empresas que han colaborado con este programa en Andalucía pertenecen al de servicios, comercio, hostelería, transporte, almacenamiento y comunicaciones. Les siguen las empresas de la construcción, que suponen un 10%; el sector industrial, un cinco por ciento; y la agricultura, otro cinco por ciento, aproximadamente.

En 2011, fueron atendidas 2.443 personas con este programa de inserción laboral, 122 más que en 2010, y se contrataron a 950 personas, 112 más que el año anterior, de las que el 62 por ciento eran mujeres. Este programa tiene como objetivo fundamental impulsar la creación de una red de profesionales para la inserción sociolaboral que trabajan desde las 31 entidades sociales colaboradoras y que se encargan de contactar con las empresas para que incorporen a personas con especiales dificultades por su situación de exclusión social. 

Entidades colaboradoras

En este sentido, tanto Navarro como el director del Programa Incorpora, Jaume Farré, han valorado el papel de las entidades sociales colaboradoras. En concreto, son colaboradoras, por provincias, Aprose, Federación Liberación, Fundación Genus, Fundación Padre Leonardo del Castillo, Fundación Proyecto Don Bosco, Asociación Autismo y Fams Concemfe, en Sevilla; Fundación Proyecto Don Bosco, Adsam y CIC Batá, en Córdoba; Asociación Tierra Nueva y Fundación Valdocco, en Huelva; Cepa, Alendoy, Colectivo La Calle y Equa, en Cádiz; Asociación Arrabal, Cruz Roja, Secretariado Gitano y Málaga Acoge, en Málaga; Asociación Arca Empleo, Feaps-Andalucía, Fundación Sierra Nevada y Cruz Roja, en Granada; Noesso y Forja XXI en Almería; Síndrome de Down Jaén, Fejidif y Aseis Lagarto, en Jaén; a las que habría que sumar dos entidades más en Ceuta y Melilla.

Navarro, que ha reconocido que "nos podemos sentir orgullosos" de este programa, ha subrayado el hecho de que esta iniciativa permita a muchas personas a iniciar un proyecto de vida independiente y autónoma. Por su parte, Juan Reguera ha recordado que la prioridad de la Obra Social La Caixa "siempre" ha sido la integración social de las personas. En este sentido, ha añadido que desde el inicio del programa, a nivel estatal, se ha conseguido la contratación de 42.000 personas aproximadamente. "Nuestro deseo sigue siendo crear empleo", ha asegurado el director ejecutivo Territorial Sur de La Caixa.

Por otro lado, el director del Programa Incorpora, Jaume Farré, ha resaltado el trabajo en equipo para conseguir el objetivo marcada desde los primeros pasos del programa, la integración de estas personas. Además, ha comentado que el programa, al final, va dirigido a las empresas, que son quienes tienen que poner en valor el empleo social. "Los datos son importantes pero el trabajo en equipo es lo mejor", ha afirmado. 

Apoyo empresarial

Por último, ha comentado que en el periodo 2010-2011 los datos reflejan dos aspectos significativos. Por un lado, el aumento del número de la integración laboral y, por otro, la multiplicación por dos del número de empresas colaboradoras. Con esta iniciativa se pretende fomentar asimismo la responsabilidad social de las empresas, reforzando su participación mediante convenios de colaboración específicos con las entidades sociales. Así, en estos cinco años se han visitado 6.177 empresas con el objetivo de lograr la sensibilización del tejido empresarial y fomentar la contratación de personas con especiales dificultades de acceso al empleo.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios