Aguirre pagó la crisis de 2009

  • Con cinco jornadas cumplidas del nuevo año, el Atlético de Madrid es el equipo que menos puntos ha sumado de toda la Liga · Barcelona y Real Madrid, por contra, son los únicos que han hecho pleno

El año 2009 se plantea como un ejercicio duro, todo el mundo lo sabe, pero ningún aficionado colchonero podía imaginar que la crisis y la manida cuesta de enero se le iban a atragantar desde el primer día al Atlético de Madrid. Y es que el plantel de Javier Aguirre es el peor equipo desde que se cambiase el año. No ha ganado, y sólo ha sumado dos puntos, perdiendo la plaza de Champions que ostentaba a finales de diciembres tras cinco encuentros en los que apenas ha sumado dos pírricos empates.

¿Crisis en el Calderón? Pues sí, al menos deportiva, porque la afición del pupas no quiere ni ver al técnico mexicano por la ribera del Manzanares, se ha cansado de aguantar a la familia Gil y pasan ya de un Enrique Cerezo, actual presidente, al que, como al entrenador, se le va agotando el crédito. Lo cierto es que resulta curioso que un conjunto que acabó tercero el 2008 no conozca la victoria pasadas cinco jornadas de este difícil 2009, abandonando, incluso, los puestos que dan derecho a jugar la Copa de la UEFA. Quién lo ha visto y quién lo ve.

Tan tensa está la cuerda que una nueva derrota la acabaría rompiendo. ¿Por dónde? Pues por donde siempre, por el lado de un Aguirre que si aguanta el tipo tendrá una nueva final en la Champions con el Oporto, que volverá a medir la paciencia de los dirigentes, porque ellos, por supuesto, no están dispuestos a renunciar a su lugar de privilegio. Al cuadro madrileño le siguen, en el polo negativo, el Numancia y el Mallorca, que sólo han sumado tres puntos cada uno. Después están el Valladolid, el Getafe, el Betis y el Espanyol, todos con cuatro puntos.

En el lado opuesto, por contra, están el Barcelona y el Real Madrid. Los de Pep Guardiola siguen arrollando y han sumado los 15 puntos posibles, algo que sólo ha calcado también el equipo de Juande Ramos, cuyo pleno ha servido para afianzarse en la segunda posición (era quinto).

Hablando de marcas y registros del 2009, es obligado citar, por todo el bombo que se le ha dado, que ante el Numancia Raúl logró su gol 307 en el club madridista, igualando el registro de Di Stéfano como máximo realizador de la historia, y al que superará esta campaña. Los números están ahí y son los que son, pero, para gustos, los colores.

Dicen que las estadísticas son la forma más exacta de mentir, y según con el prisma con el que se mire las cosas cambian. El actual presidente de honor del Real Madrid alcanzó ese registro en 402 partidos, mientras que el siete merengue lo ha hecho en 684. Ahí la cosa cambia ya. Pero los números permiten incluso ampliar esta visión, ya que si bien el argentino llegó a la entidad con 26 años y se retiró con 37, el canterano comenzó su andadura en la primera plantilla con 17, lleva ya 15 años en ella y, seguramente, disfrutará de un par de ellas más, como poco, para elevar la marca al máximo.

Sin embargo, no todo va ir en contra de Raúl y el prisma vuelve a cambiar mirando desde el punto de vista de la historia. El fútbol que se veía en blanco y negro nada tiene que ver con el que hoy se ve en color y con decenas de cámaras por la televisión. A nadie se le escapa que en la actualidad, cuando el deporte se ha hecho más táctico y físico que nunca, marcar un gol es infinitamente más difícil que años atrás, cuando la profesionalización tampoco era un lujo al alcance de todos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios