Alonso mantiene la prudencia sobre el coche

Después de completar sus dos jornadas de entrenamientos en el circuito de Montmeló, Fernando Alonso (Ferrari) optó por mantener la prudencia respecto a las prestaciones del F2012 tras marcar ayer el cuarto mejor tiempo, aunque lejos (a 0,572) del mejor crono, marcado por el alemán Nico Huelkenberg (Force India). "Seguimos sin saber gran cosa de cuánto competitivos somos en este momento", indicó el asturiano, que añadió: "En un coche de Fórmula 1 las sensaciones siempre son buenas, pero luego los demás pueden ir medio segundo más rápido o medio segundo más lento que tú".

El español se mostró, en cualquier caso, satisfecho, porque pudo "probar muchas cosas", como algunas soluciones aerodinámicas o variaciones en el sistema de escapes. En los próximos dos días, le tocará a su compañero, Felipe Massa, que tratará de buscar los límites al monoplaza: "Cuando Felipe acabe el programa para esta semana intentaremos poner en común todo lo que ha funcionado en el mismo coche y lo que no".

El bicampeón mundial se queda con lo bueno. La suspensión delantera "no ha dado ningún problema" y los mejores tiempos del F2012 han llegado siempre en las primeras vueltas de las tandas. "Significa que el problema del calentamiento de los neumáticos del año pasado parece resuelto", afirmó. Alonso, que hizo el martes el quinto mejor crono, logró rebajarlo en casi un segundo con el compuesto de neumáticos más blando. Vettel, vigente campeón mundial, fue casi 3 décimas más rápido que él (1.22,891) con un compuesto algo más duro, "un tiempo bueno o menos bueno, dependiendo de si iba más o menos cargado de gasolina", apuntó Alonso.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios