Daniel Pastor: «Las pérdidas entraban en los cálculos»

  • El administrador revela una reformulación del convenio que permite aplazar la puesta del aval

El administrador concursal Daniel Pastor quitó hierro ayer al balance de más de 11 millones de pérdidas en el ejercicio 2006/07 que refleja el informe de las cuentas anuales que el Málaga presentará el día 17 ante sus accionistas en la Junta General. "Esa pérdida entraba en los cálculos", indicó el economista, que habló de "pérdida contable sin salida de tesorería" para argüirlo.

Según manifestó Pastor, la entidad ha intentado "modificar las cuentas para reajustarlas" tras el informe que emitieron los administradores concursales el pasado 27 de febrero, cuando cifraron la deuda global en apenas 27,6 millones de euros. A esta cantidad hay que añadirle, al cierre de dicho balance el 30 de junio de 2007, las fichas de los jugadores, el pago a los damnificados por el ERE o a los proveedores, entre otros conceptos, de ahí que el déficit se haya reajustado a unos 31 millones, prácticamente 4 más.

"A día de hoy el mensaje es de tranquilidad. Únicamente le hemos pedido al presidente 200.000 euros para los gastos extras que suelen derivarse en diciembre. No se vive en la abundancia, pero el Málaga está al día de pagos y cobros", señaló el administrador.

También justificó el pago de 510.000 euros por los derechos federativos de Baha con que "su coste salarial total es de 150.000 euros por tres temporadas".

Asimismo, desveló que el famoso aval del convenio de acreedores no es tan urgente merced a una reformulación en el planteamiento del pago final a los acreedores. El club está tratando de llegar a una quita del 30 o 35% con Hacienda, pero a pagar en un plazo mayor que los 5 años que se suelen estipular, ya que la gran mayoría de sus créditos (deudas) son de privilegio, por lo que la ley permite ampliar este periodo. Por ello, el aval sólo sería necesario toda vez que se firmara el convenio.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios