Goleada del Marbella

  • Con el triunfo los de Oli salen de la zona de descenso

Triunfo vital para los discípulos de Oli, que golpearon con contundencia a su rival, abandonan la zona de descenso y se colocan decimoquintos en la clasificación. El objetivo de la salvación está cada vez más cerca, aunque cualquier despiste puede ser mortal.

Con cuatro goles, el Marbella mostró algo que se le venía reclamando tiempo atrás: la eficacia de cara a la portería rival. No fue un partido fácil. Montero había puesto el césped rápido para que su equipo desfondara a los visitantes en la carrera, pero fueron los malagueños los que mejor se acomodaron en el terreno de juego y marcaron nada más ponerse en marcha el reloj. Chus López colgó una falta lateral y Valentín, libre de marca, mandó el balón a la red ante el asombro de la zaga cordobesa. En fútbol, la experiencia señala que, normalmente, no se pierde un partido en el que eres capaz de hacer dos goles, pero ayer la desastrosa defensa lucentina eclipsó el acierto de la delantera marbellí.

En cambio, el Marbella demostró que en campos de reducidas dimensiones también se puede jugar bonito. Así, una jugada rápida y con varios toques en la frontal del Lucena acabó con el balón en la escuadra de Toni: era el 0-2 y el banquillo costasoleño estallaba de júbilo.

Aún hubo tiempo, en la primera parte, para que los locales acortaran distancia y creyeran en la remontada. No obstante, esta ilusión acabó minutos después tras la expulsión de Carralero, al ver la segunda amarilla por irse al suelo en el área de Ávila. El árbitro entendió que había tratado de engañarlo y lo mandó, antes de tiempo, a la caseta de vestuarios.

Nada más reanudarse el encuentro, Carlos Arias hizo subir el tercero del Marbella y tornó inútiles las variaciones estratégicas que Montero había dibujado en su pizarra. Todo no acabó ahí, sino que hubo tiempo para un cuarto gol visitante y para que el Lucena maquillara el resultado final con el segundo.

Tres puntos de oro para los marbellíes, que ahora suman 40 y que la próxima jornada, a cinco del final, reciben en casa al Granada, un equipo consistente cuando controla el balón.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios