Insólita suspensión de un encuentro

El encuentro de la categoría Preferente cadete entre el Atlético Juval y el Málaga celebrado el pasado domingo en el campo Pedro Berruezo fue suspendido en el tiempo de descanso por el colegiado Fort Mérida cuando el resultado era de empate a cero.

Los motivos que llevaron al árbitro a ello fue la ubicación de tres personas en un banco situado una banda a 24 metros del banquillo local. Antes del comienzo del segundo tiempo el trencilla observó a tres personas ubicadas en dicho banco, advirtiendo de que si no abandonaban dicha zona no se reanudaría el choque, el cual había transcurrido sin incidentes.

El delegado local comunicó al colegiado que esa zona estaba acotada reglamentariamente, distanciada a más de 20 metros del banquillo local y que es una zona restringida al público general, reservada sólo y exclusivamente para los directivos de los clubes en juego. Informándole, además, de que las personas en cuestión en ese momento eran el presidente del Atlético Juval y dos directivos. Pese a ello, el árbitro decretó la suspensión.

El club local aportó ayer el vídeo del encuentro ante la Federación Malagueña de Fútbol, en el que se desvirtúa en su totalidad la redacción del acta arbitral, en la que se señalaba que las personas y el banco ocupaban zona técnica.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios