Barcelona-málaga cf

El Málaga hace sudar al Barça (2-1)

  • Messi da la victoria a los azulgrana después de que Valdo empatara a falta de diez minutos para el final.

El tinerfeño Pedro Rodríguez Ledesma, como tantas otras veces ha hecho ya en el Barça, volvió a resultar un salvavidas para su equipo, al igual que el argentino Messi, y sus goles resultaron decisivos para que el equipo mantenga una jornada más el liderato, tras doblegar a un correoso Málaga (2-1), que llegó a empatar el partido a falta de diez minutos para el final.

Los azulgrana sudaron para llevarse un triunfo que presumieron más cómodo de como resultó, ya que no fue hasta el tramo final del choque cuando cayeron los goles, uno providencial de Pedro, al que respondió un tanto de Valdo y, finalmente, el del triunfo de Messi, tras una bella jugada de equipo.

Cambio de sistema 'culé'

El Barcelona propuso un sorprendente dibujo sobre el campo, con un 4-2-3-1, con Ibrahimovic sólo arriba y con Messi jugando por detrás de él, y al lado con Iniesta y Pedro, éste último algo descolocado porque por su banda corría arriba y abajo un Alves a quien parece que no le afectó las tres semanas de baja por lesión.

El Málaga, arriba con Baha y Obinna, intentó frenar desde el inicio a la primera línea de construcción de Barça y tapar la salida del balón de Piqué y Puyol, aunque Xavi y Busquets no tuvieron muchos problemas para recibir el esférico.

Ante el tapón que se originó en el centro del campo, el Barcelona construyó más y mejor su juego a través de las bandas, por donde Maxwell y especialmente Dani Alves estuvieron muy activos.

El Málaga aguantó unos largos minutos al Barcelona e incluso llegó a elaborar alguna acción de ataque, especialmente en una en la que Obinna se coló entre Márquez y Piqué y el árbitro señaló falta. En el lanzamiento, la excelente zurda de Duda puso en muchos apuros a Valdés, en la única intervención del meta azulgrana en la primera parte.

Al margen de este episodio, el Barcelona fue el absoluto dueño del balón, del juego y de las claras ocasiones, aunque sin determinación ante un Munúa que vivió en peligro pero que no tuvo mucho trabajo, a excepción de una clarísima acción de Xavi, quien tras un pase de Iniesta, intentó de tacón marcar por alto, pero el meta del Málaga estuvo muy acertado y envió el balón a córner.

Era el minuto 37, pero el Barcelona ya había hecho suficientes méritos para ir con ventaja en el tanteador. Messi e Ibrahimovic en sendas ocasiones tuvieron en su botas y en un remate de cabeza del argentino el gol que se le resistía.

A la media hora, un buen recorte de Messi a Weligton acabó con un disparo alto del argentino, igual que en el 40 el ariete azulgrana tampoco estuvo muy preciso en el disparo.

Cuatro minutos después, nuevamente Ibrahimovic no llegó por poco a un balón franco, mientras que en la última jugada de la primera parte, Weligton puso el pie lo suficiente para evitar que el balón entrase entre los tres palos, tras una acción de acoso de los barcelonistas.

Stepanov, lesionado

En el segundo tiempo, el Málaga propició el segundo cambio, después de haber abandonado el campo el lesionado Stepanov, con la entrada de Valdo por un Manu Torres a quien el árbitro le perdonó la expulsión en los últimos minutos del primer tiempo, cuando estuvo a punto de ver la segunda amarilla por una entrada a Maxwell.

Los de Juan Ramón Muñiz se echaron atrás sin ningún disimulo, marcando la línea defensiva en la frontal del área y esperando que un balón largo pudiese sentenciar el partido en la otra portería.

Mientras, el Barcelona se lo tomó con el talante que afronta los partidos, aunque sin la velocidad en la transición que tan peligroso hace el juego de los azulgrana. Ante esta hecho, las primeras acciones claras de gol llegaron tras dos remates de cabeza de Ibrahimovic. En el primero, Munúa sacó el balón, mientras que en el segundo, en el minuto 59, Weligton, también con la cabeza, sacó la pelota en la línea de gol.

Los minutos corrían sin que el Barcelona diese muestras de que nada bueno podría sacar del partido si no le ponía otra marcha y le echaba un poco más de coraje. Fue entonces cuando Pedro en encontró el balón en la frontal, probó un fuerte disparo y el balón se coló al fondo de las mallas (1-0), después de que Munúa lo llegase a tocar.

Con el 1-0, al Barcelona cambió la cara y el ánimo, porque ya se veía atrapado en una recta final del partido en la estaba poniendo en juego el liderato, pues un empate le hubiese dado la primera posición al Madrid, que goleó por 1-5 al Tenerife.

El último cuarto de hora del choque lo vivió el Barcelona con más tranquilidad, no así en el graderío, donde se escucharon algunos silbidos en contra de un inoperante Ibrahimovic, poco antes de que Iniesta enviase el balón a la cruceta.

Al Málaga le entraron las prisas y con ellas encontró su mejor juego, también merced a que se topó a un conformista Barcelona que en el minuto 80 tiró un fuera de juego sin mucha contundencia y de ello se aprovechó Valdo para marcar el empate (1-1), aunque aún estaba por verse la jugada del partido, en la que un pase imposible de Xavi dejó el balón a Alves, quien lo centró para que Messimarcase el gol de la victoria (2-1).

Ficha técnica:

2. Barcelona: Valdés; Alves, Piqué, Puyol, Maxwell; Xavi, Sergio Busquets, Iniesta; Pedro (Bojan, min.85), Ibrahimovic y Messi.

1. Málaga: Munúa; Manolo Gaspar, Stepanov (Edu Ramos, min.17), Weligton, Manu Torres (Valdo, min.46); Baha (Forestieri, min.72), Juanito, Toribio, Duda; Fernando y Obinna.

Goles: 1-0, min.68: Pedro. 1-1, min.80: Valdo. 2-1, min.83: Messi.

Árbitro: Rubinos Pérez, del colegio madrileño. Mostró cartulina amarilla a Manu Torres (min.37) y Piqué (min.42).

Incidencias: partido correspondiente a la vigésimo cuarta jornada de la Liga, disputado en el Camp Nou ante 64.837 aficionados, según datos oficiales.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios