Mateo: "No debemos venirnos abajo"

Preocupación e impotencia. Eso era lo que transmitía el semblante de Chus Mateo después de hincar la rodilla ante un gran Montepaschi. El técnico cajista reconoció la superioridad de los italianos y no puso paños calientes a la derrota: "Hemos jugado contra un gran equipo, que ha sabido jugar mejor que nosotros en los momentos de mayor tensión, han dominado absolutamente los momentos importantes del partido. Nuestra mentalidad no ha sido mala del todo, hemos estado por momentos como yo quiero pero ha habido momentos en los que ellos han tenido un acierto muy meritorio. Nos atascamos si no somos capaces de meter tiros exteriores y ellos han metido ocho triples más que nosotros, no tenemos el equilibrio que necesitamos. Poco que objetar a la victoria de Siena, que ha sido superior a nosotros. Había momentos en los que parecía que podíamos volver a meternos pero no lo hemos aprovechado, lo lamento porque nos hubiera gustado haber tenido opciones hasta el final".

El madrileño incidió en el buen partido del Montepaschi y exigió a los suyos capacidad para salir del bache. "Han hecho un partido extraordinario, han tenido un acierto incluso superior a lo que venían teniendo y eso ha ido minando nuestra capacidad de lucha y ya estamos algo bajos en cuanto seguridad. Pero debemos seguir fuertes porque esa es nuestra baza, el no venirnos abajo, atravesar este momento que estamos pasando. Es obvio que será complicado pasar de fase pero no es un drama no conseguirlo, no tenemos una gran capacidad de reacción pero eso no debe afectarnos en intentar conseguir nuestros otros objetivos", comentó.

Mateo espera que el equipo recupere el equilibrio ahora que no hay lesiones. "Hay gente que está llegando y otra que está de bajón, hay que equilibrar a la gente en lo físico, que los dos bases estén a la vez bien, que nuestros pívots no caigan y que los exteriores se complementen bien. No hay que bajar la cabeza y hay que seguir con una mentalidad fuerte para levantar esta situación", explicó el técnico, que pese a no haber contado ayer ni con Álex Abrines ni con Mark Payne, asegura que seguirá teniéndolos en cuenta en el futuro: "Sigo confiando en ellos. Abrines ha jugado diez partidos hasta ahora y volverá a tener su oportunidad y Payne estaba para haber hecho algo pero no en sus mejores condiciones porque aún tiene molestias y no tiene suficiente confianza".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios