Muñiz: "Es un triunfo que fortalece al grupo"

  • El entrenador del Málaga asegura que su equipo tuvo el control del partido y destaca el valor de la victoria: "Es una recompensa al trabajo que realizaron"

Al término del partido el abrazo entre el entrenador del Málaga, Juan Ramón Muñiz, con Salva escenificaba el primoroso valor de la victoria lograda ayer en el Ramón de Carranza. El gijonés, siempre muy comedido en sus declaraciones al término de los encuentros, no pudo ocultar su satisfacción por el triunfo logrado por sus jugadores. "No cabe duda de que se trata de una importantísima victoria ante un gran equipo como el Cádiz, un rival que venía cosechando buenos resultados. Es un triunfo que fortalece al grupo".

Con la victoria ante el Cádiz y el empate entre el Numancia y el Castellón el Málaga regresó al liderato de la clasificación, aunque el asturiano minimizó la importancia del dato y apeló a sus jugadores a que mantengan la misma línea de trabajo: "Todavía queda mucho. Ni siquiera ha terminado la primera vuelta y todavía quedan dos partidos [Granada 74 y Tenerife]. Pero estos encuentros, en los que sufres tanto, le vienen muy bien al equipo. Además, lo más importante es que la victoria supone una recompensa al gran esfuerzo que realizaron los jugadores durante todo el partido".

El entrenador del Málaga diseccionó las fases sobre las que discurrió el partido y subrayó que el Málaga casi siempre tuvo el control del encuentro. "El partido fue muy trabajado y en la primera mitad tuvimos el 0-2, que prácticamente habría sentenciado el encuentro y nos hubiera evitado un sufrimiento mayor. Pero yo me voy muy satisfecho de Cádiz, excepto en los últimos 15-20 minutos de la primera mitad, en los que el rival apretó mucho, siempre tuvimos el partido donde esperábamos y tras la expulsión [de Jesús Gámez] los jugadores estuvieron muy tranquilos sobre el terreno de juego y nunca perdieron los papeles".

Sobre la jugada del gol de Baha, el asturiano aseguró que es un movimiento que ensayan en los entrenamientos: "Es una jugada en la que todo sale bien y un gol que decanta el partido antes de lo previsto. Es cierto que la preparamos en los entrenamientos, pero a veces sale y otras no".

Cuestionado por la actuación del trío arbitral, Muñiz prefirió no hacer valoraciones: "En el gol anulado el árbitro había dado por bueno el tanto, lo anula su asistente y no sabemos por qué, pero lo más importante es que nos vamos de aquí con tres puntos. Además, me gustaría felicitar a las dos aficiones que han tenido un gran comportamiento y que han disfrutado con un buen partido de fútbol".

Con los cambios de la segunda mitad el asturiano, que dará a sus jugadores una doble jornada de descanso, explicó que pretendía darle más consistencia a su equipo: "El partido estaba derivando a una situación que no nos gustaba mucho y los cambios ayudaron mucho al equipo. Además, Antonio Hidalgo arrastraba un golpe desde la primera mitad y preferimos no arriesgar".

Por su parte, el entrenador del Cádiz, Antonio Calderón, aseguró que el resultado no fue justo y que su equipo dispuso de oportunidades para al menos igualarlo: "Nos sobraron los quince primeros segundos del partido. Si los quitamos, hay un único equipo que buscó la victoria, el Cádiz. Pero por mucho que lo intentamos no dimos con la portería contraria". Sobre la jugada del gol de Baha, Calderón aseguró que la estudiaron antes del partido: "Es una jugada que sabíamos que tenían y no supimos defenderla bien. Son cosas del fútbol. Lo hicieron muy bien y se les puso el partido de cara".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios