Sito desvela que preparó el partido desde el sorteo

  • "Cada semana dedicamos 20 o 25 minutos al duelo ante el Unicaja", dice el técnico del Bilbao Básket

En Bilbao, donde en verano se veían desaparecidos después de que la ACB no admitiera su inscripción, paladean esta Copa del Rey como si fuera un premio. Pero todos los mensajes que llegan son de ambición. El lunes llegaba el de Hervelle y ahora el de Sito Alonso. "Desde el respeto que me merece uno de los favoritos a ganar el trofeo, como es el Unicaja, estoy convencido de que vamos ganar si logramos ser muy positivos y muy competitivos", dice el técnico aragonés, que insiste en disfrutar como vehículo para ganar: "Tenemos muchas ganas de ir a la Copa y de dar nuestro mejor nivel. Queremos ser ambiciosos en el primer partido y, si se dan, en el segundo y en el tercero. Nuestra mentalidad es la de aprovechar esta oportunidad que tenemos de jugar la Copa".

Alonso desveló que desde que conocieron al rival copero han dedicado "20 o 25 minutos a la semana" a preparar algunos detalles enfocados a este partido en el que considera que "la clave" para que su equipo tenga opciones de victoria será tener "fortaleza mental para no bajar los brazos en las rachas de acierto del Unicaja".

Cree, además, Alonso que el físico "más potente" de los jugadores de Joan Plaza puede convertirse también un arma a favor de un Bilbao Basket que va a tratar de "hacer el campo grande para intentar ser escurridizos jugando alegre y con movilidad".

"Es normal que Unicaja sea el favorito, no sólo en este partido sino al título. Lo que vamos a intentar es ser incómodos en su primer partido. Las ganas que tenemos de resarcirnos del partido de Liga debe ser suficiente motivación", ha dicho.

Por otro lado, a poco más de dos días para su estreno en la competición el técnico madrileño ha asegurado que ve a sus hombres, especialmente a los más jóvenes, con "una ansiedad controlada" aunque cree que será al llegar al escenario del torneo en Gran Canaria cuando se producirá un "impacto grande".

"Tienen buenos profesores con los más expertos, pero el impacto será al llegar y las horas antes del partido. Nuestra función será regular esa ansiedad para que no se pasen de motivación ni se quede cortos", ha explicado.

Alonso añadió además que Axel Hervelle, que el pasado sábado reapareció en Sevilla tras recuperarse de una fractura en un dedo que le hizo ser baja cuatro partidos "no llega al cien por cien", si bien ha subrayado que "el hecho de que esté es muy importante porque no quería perderse este partido por nada del mundo".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios