El Valencia desborda a un débil Valladolid

Valencia: César; Bruno, Dealbert, David Navarro (Marchena, 6'), Mathieu; Albelda (Baraja, 71'), Banega, Pablo (Domínguez, 69'), Mata; Silva y Villa. VALLADOLID: Justo Villar; Pedro López, Nivaldo, César Arzo, Del Horno; Mendunjanin (Keko, 80'), Carlos Lázaro (Bueno, 66'), Borja, Jonathan Sesma (Pelé, 46'); Canobbio y Diego Costa. Goles: 1-0 (8') Banega. 2-0 (27') Villa. Árbitro: Rubinos Pérez (madrileño). Amonestó con tarjeta amarilla a los visitantes a Diego Costa y Pelé. Incidencias: Partido correspondiente a la vigésimo primera jornada de Primera División disputado en el estadio de Mestalla ante unos 50.000 espectadores. Encuentro sin incidencias pese a los silbidos al cuadro local durante unos minutos del segundo tiempo.

El Valencia superó con claridad por 2-0 a un Valladolid al que pudo golear sin apenas esforzarse, ya que el conjunto pucelano se mostró totalmente inofensivo y los locales se encontraron un partido tan cómodo que pecaron de exceso de confianza.

Al Valencia le bastó con muy poco para adelantarse en el marcador. Una cesión en la frontal del área para Banega fue aprovechada por el argentino para inaugurar el marcador de un soberbio zapatazo cuando aún no se habían alcanzado los diez minutos de juego.

El conjunto de Onésimo se hizo con el control del juego, pero de manera testimonial, ya que en ningún momento inquietó el área de César, mientras que el Valencia, sin desplegar un gran juego, creaba una clara ocasión de gol en cada oportunidad que se acercaba a la meta vallisoletana.

A la media hora de juego, un cabezazo en plancha de Villa subía el segundo tanto local al marcador y hundía un poco más la moral de los pucelanos.

Los de Unai Emery dominaban a placer un encuentro sin apenas tener que esforzarse, ya que el Valladolid ofreció muy poco sobre el césped de Mestalla. Se encontraba tan cómodo que se recreó en exceso en sus ocasiones de gol y perdonó la oportunidad de sentenciar de manera definitiva antes de llegar al descanso.

En la reanudación, la historia continuó siendo la misma y Mata erró en algunas llegadas claras ante un Valladolid rendido.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios