'Veni, vidi, vici'

  • El Unicaja ha ganado en sus últimas cuatro visitas a Italia (Siena, Roma, Treviso y Milán) · Santiago, siempre decisivo

Veni, vidi, vici (llegué, vi, vencí). Cuenta la historia que esas fueron las palabras que Julio César empleó ante el Senado romano para describir su fácil victoria sobre Farnaces II del Ponto en la Batalla de Zela en el 47 a. C. Palabras del todo asumibles por el Unicaja en sus más recientes batallas en territorio transalpino.

Y es que las tropas de Sergio Scariolo no caen en Italia desde el 16 de diciembre de 2004, cuando a manos de la Benetton perdieron en Treviso (72-62) en partido correspondiente a la primera fase de la Euroliga. Desde entonces, cuatro visitas a Italia saldadas con cuatro triunfos. Veni, vidi, vici.

La primera se produjo en el corazón de la Toscana, el 19 de enero de 2006. Inmerso en una racha imparable, los Garbajosa y compañía ganaron al Montepaschi Siena (70-82) y sumaron su octava victoria consecutiva en Europa, poco antes de refrendar el liderato de su grupo en la primera fase de la Euroliga.

La siguiente llegó en el mismo escenario de hoy, el Palalottomatica Arena de Roma. Fue el 29 de noviembre de 2006. Tras caer en cuatro de sus primeros cinco compromisos europeos, el Unicaja necesitaba el triunfo para no descolgarse prematuramente de la lucha por el Top 16. Lo consiguió (65-71) tras un final apretado en el que ayudaron los errores de Bodiroga desde la línea de tiros libres y el partidazo de Berni Rodríguez (20 puntos y 33 de valoración). Esa misma temporada, pero ya en el Top 16, triunfo clave en Treviso (76-79), para poner pie y medio en el play off y ver al mejor Welsch hasta ese momento (21 puntos y 3/4 en triples).

La última visita se produjo esta misma campaña, en la tercera jornada de la primera fase, en Milán, donde un desahuciado Armani Jeans propició la primera victoria a domicilio de los malagueños (65-74) tras perder sucesivamente en Madrid, Valencia, Salónica y Granada y en plena crisis después de sucumbir cuatro días antes en el Carpena ante el ViveMenorca.

Las tropas cajistas han salido victoriosas en sus últimas cuatro batallas en Italia, pero si uno de sus guerreros merece ser destacado ese es Daniel Santiago. El boricua, quizás inspirado por su pasado en Roma y Varesse, ha brillado en los cuatro triunfos: 20 puntos, 7 rebotes y 26 de valoración en Siena; 14, 9 y 22 en Roma; 23, 8 y 32 en Treviso; y 11, 4 y 16 el pasado noviembre en Milán. Ahora llega a Roma tras ser el MVP de la última jornada en la ACB.

Pero es que la supremacía malagueña ante equipos italianos no sólo se limita recientemente a las batallas libradas en el extranjero. En ese mismo periodo (desde diciembre de 2004) también ha conseguido ganar a esos mismos equipos en el Martín Carpena: dos a la Benetton y una a Montepaschi, Lottomatica y Milán. En total, nueve victorias consecutivas ante equipos italianos. A seguir la racha.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios