"Hay que alargar el partido"

  • Sergio Scariolo cree fundamental llegar a los últimos minutos metidos en el choque para provocar que así aparezcan "factores psicológicos y tácticos" que jueguen en contra del teórico favoritismo del Tau

Recién finalizada la última sesión preparatoria y antes de almorzar en la cafetería del Carpena y dirigirse al aeropuerto para marcharse a Vitoria, Sergio Scariolo transmite sus últimas impresiones antes de emprender su cuarta aventura copera con el Unicaja. Su rostro refleja el cansancio por las duras jornadas de trabajo, en la cancha y delante del vídeo, y la preocupación propia de quien tiene por delante un reto de grandes dimensiones.

El técnico, no obstante, avisa de la buena predisposición con la que viajan los suyos: "El equipo ha trabajado con seriedad. No tenemos en todos los jugadores la condición física que nos hubiese gustado, pero todos los equipos tienen sus problemas. Somos conscientes de la dificultad de la tarea y de la oportunidad que tenemos de jugar por fin un buen partido fuera de casa ante un equipo de primer nivel. Vamos con la intención de empezar con seriedad para quitarnos la sensación de no poder ni competir con el Tau, para mantener el mayor tiempo posible la concentración en las tareas a ejecutar sin que el tanteo, el público, el arbitraje o la fuerza del rival nos afecte más de lo debido y para entrar en un último cuarto con opciones. Si conseguimos todo eso, que no será fácil, creo que tendremos opciones reales de poder ganar el partido y pasar a semifinales".

La clave, según el italiano, estará en evitar que los baskonistas se despeguen en el marcador y llegar así a los últimos minutos metidos en el choque. "Tenemos que ser capaces de hacer que la frustración que nos causan los últimos precedentes ante ellos desaparezca y de no desmoralizarnos si ellos tienen su momento. Hay que saber aguantar, no dejar que su momento dure demasiado y que ese momento no nos haga demasiado daño. Es lo que tenemos que evitar. Tenemos que alargar el partido hasta donde podamos, porque ahí todos los factores que han decantado todos los pronósticos en nuestra contra podrían desaparecer y aparecer factores psicológicos y tácticos que pueden darnos una posibilidad más", explicó el bresciano.

En toda previa de una cita importante, conviene resaltar la complejidad de la tarea que se emprende. Y Scariolo no dejó pasar la oportunidad para elogiar al rival: "El Tau juega en su cancha y es el único que ha conseguido ganar la Copa en casa. Está en un buen momento, ha ganado al Madridý Tiene argumentos para sentirse fuerte y preparado. Además tiene a tanta gente de primerísimo nivel que resulta complicado elegir un jugador a parar. Prigioni es importantísimo para ellos, pero Rakocevic contra nosotros siempre ha sido letal, Planinic a veces, Splitter es un grandísimo jugador, Vidal está en un gran momento de forma, Teletovic está haciendo una temporada fantásticaý Es un equipo muy bien armado".

Pero tal complejidad no asusta a los más optimistas, que se aferran al ejemplo de la Copa ganada en Zaragoza, donde como ahora, el equipo malagueño compareció sin el cartel de favorito. Scariolo, sin embargo, no encuentra muchas similitudes. "Aquel era un equipo más experto. Ahora nos enfrentamos a un equipo de primer nivel y en su casa y entonces jugamos en una cancha neutral ante un rival con menor talento y potencial que el nuestro".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios