El club anunció la rescisión de Bobley

La aventura de Bobley Anderson como jugador malaguista concluyó ayer. Tras un par de cesiones infructuosas, club y jugador acordaron la rescisión del contrato que les unía por una temporada más. El marfileño no ha cuajado en Martiricos. La apuesta de un millón de euros de la entidad blanquiazul ha terminado sin apenas momentos para recordar. Poco más que un amistoso ante el Galatasaray en su primer año. La prueba de lo que pudo ser y no fue, o de un mero oasis en el desierto que ha sido la trayectoria deportiva de Bobley desde que aterrizó en Málaga.

Ocho partidos de Liga y uno de Copa. Es el triste balance que deja atrás en estos dos años. Sólo pudo estar media temporada, a las órdenes de Schuster. El resto del tiempo lo pasó cedido en el Zulte, donde apenas contó, y en el Alcorcón, lugar en el que tuvo más oportunidades pero sin llegar a descollar como se esperaba de él cuando se le sacó del Wydad marroquí, equipo en el que había destacado y que le había permitido llegar a vestir la camiseta de su país.

La entidad malaguista anunció ayer el acuerdo en un escueto comunicado que ni siquiera pudo verse en la web oficial. Una de las grandes apuestas tras la marcha de Pellegrini se va por la puerta de atrás. El hombre del millón de euros tendrá que buscarse futuro por otro camino, lejos de Málaga.

Gracia no contaba con él para esta campaña y el jugador no estaba muy por la labor de volver a salir cedido, por lo que se terminó optando por la rescisión para acabar con la vinculación.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios