La espalda de Borja Vivas le birla la luz de su rostro

  • Pese a todo, considera que la marca de 19.95 metros en Madrid es positiva y le da moral para continuar

El rostro de Borja Vivas no es el mismo desde hace casi dos meses. Los problemas que lleva sufriendo el lanzador del CAM en su espalda le han modificado su imagen durante la Reunión en Madrid del pasado sábado. El malagueño acabó quinto en aquel meeting con una marca de 19.95 metros tras cuatro intentos, el quinto y sexto lanzamiento serían nulos, reflejando más aún el cansancio y deterioro del deportista español.

Con un semblante alicaído, Borja rozó los 20 metros que, para el dolor que está sufriendo, considera suficientes y positivos.

Pese a ello, las aspiraciones del malagueño siguen siendo las mismas: participar en los próximos campeonatos y llegar en las mejores condiciones posibles al Mundial de Pekín. Los problemas surgen en la cadera, el pubis y en la espalda. Por ello, Borja está asistiendo a los fisioterapeutas de la Selección Española y tiene a su propio profesional en la Costa del Sol. El objetivo es conseguir aliviar el dolor para que a la hora de lanzar no sea un impedimento para lograr cifras cercanas a los 20.70 metros.

Borja Vivas está preocupado en estos momentos por la situación de su espalda más que por los resultados de la prueba en Madrid, pero no duda que la pubalgia remitirá para el próximo Campeonato de España, el próximo 1 de agosto, donde espera volver a sus cifras habituales.

En ningún momento pasa por su cabeza entrar en quirófano para intentar erradicar los problemas lumbares. Aliviar el dolor para volver a sonreír.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios