Un paseo para Van Niekerk

  • El sudafricano venció con autoridad en el 400 con la ausencia de Makwala

  • Francia vivió su gran jornada con el oro de Bosse en el 800 y el bronce de Lavillenie en el salto con pértiga

El sudafricano Wayde van Niekerk gana la final masculina de los 400 metros de los Campeonatos del Mundo de Londres. El sudafricano Wayde van Niekerk gana la final masculina de los 400 metros de los Campeonatos del Mundo de Londres.

El sudafricano Wayde van Niekerk gana la final masculina de los 400 metros de los Campeonatos del Mundo de Londres. / SRDJAN SUKI / efe

El sudafricano Wayde van Niekerk, plusmarquista mundial y campeón olímpico de 400, dominó con gran autoridad la final mundialista en ausencia de su gran rival, el botsuano Isaac Makwala, víctima del brote de gastroenteritis y obligado por la IAAF a guardar aislamiento para evitar contagios.

Dos metros por delante a la salida de la curva, Van Niekerk venció cómodamente con 43,98 segundos, frenándose al final (el récords del mundo es de 43,03), seguido del bahamés Steven Gardener (44,41) y del qatarí Abdalelah Haroun (44,48).

La enfermedad de Makwala, que no pudo tomar la salida, arruinó probablemente el duelo de más alto nivel de los campeonatos. La IAAF impidió físicamente a Makwala acceder al estadio, cuando el botsuano pretendía presentarse a la final. Makwala le había apretado mucho a Van Niekerk en la reunión de Mónaco, aunque el sudafricano prevaleció por 11 centésimas con un registro de 43.73.

En la otra gran final del día sí que hubo una relativa sorpresa, ya que el francés Pierre-Ambroise Bosse se convirtió, con un crono de 1.44,67, en el primer atleta de su país campeón del mundo de 800 metros con un ataque en la última curva de una final imprevisible en la que casi todos los contendientes partían con opciones de medalla. El polaco Adam Kszczot, recogiendo cadáveres en la recta, se alzó con la medalla de plata con un tiempo de 1.44,95 y el keniano Kipyegon Bett completó el podio con 1.45,21. La ausencia por lesión del campeón y plusmarquista mundial, el keniano David Rudisha, y la eliminación prematura de sus compatriotas Emmanuel Korir (líder mundial del año con 1.43,10) y Ferguson Rotich dejaba la carrera muy abierta.

La cruz para Francia , aunque en modo de bronce, fue para el mundial de salto con pértiga Renaud Lavillenie, que fracasó por quinta vez en su asalto al título mundial y tuvo que conformarse con la tercera posición. Esta vez el oro se lo arrebató el estadounidense Sam Hendricks, que elevó a once su racha de victorias en 2017 para proclamarse campeón con un salto de 5,95 metros en su tercera tentativa. El galo, que ya había fallado dos veces sobre esa misma altura y tenía un nulo más sobre 5,89, atacó sin suerte los 6,01 metros para quedar tercero tras el polaco Piotr Lisek, que también superó a al primera el listón sobre los 5,89.

Un año después de ser campeón olímpico de 3.000 metros obstáculos, Conseslus Kipruto mantuvo a salvo la hegemonía keniana en los Mundiales frente a las pretensiones del marroquí Soufiane Elbakkali y del estadounidense Evan Jager, que tuvieron que resignarse a los puestos de atrás en el podio. En plena recta final, con Elbakkali apretando a fondo por detrás, Kipruto, muy seguro de sus fuerzas, se permitió festejar por anticipado el duodécimo título para Kenia en esta prueba, con una marca de 8.14,12.

Por su parte, la checa Barbora Spotakova, doble campeona olímpica y plusmarquista mundial de jabalina, recuperó diez años después el título mundial con un lanzamiento de 66,76 metros en su estadio talismán de Londres. La veterana lanzadora subió al podio con las chinas. Lingwei Li (66,25) y Lyu Huihui (65,26). La campeona olímpica, la croata Sara Kolak, que lideraba el ranking mundial del año con 68,43, se quedó fuera del podio, cuarta (64,95).

En las series de los 200 femenino destacó la ausencia de la norteamericana Tori Bowie, que el domingo se proclamó campeona mundial de 100 metros, al no haberse recuperado de la caída que sufrió al arrojarse sobre la meta para ganar la medalla de oro. La delegación estadounidense explicó que "continúa recuperándose de su caída y se evaluará si está en condiciones de participar en el relevo 4x100".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios