La subasta por Granger

  • El uruguayo es unas de las joyas del mercado y tiene proposiciones hasta para cambiar de agencia de representación El club ve cada día más difícil retenerle al final de la campaña

La celebración de la Copa del Rey es el punto de partida simbólico para las confecciones de las plantillas de las siguientes temporadas. La plana mayor del Unicaja se reunió con la práctica totalidad de los agentes de jugadores desplazados hasta Las Palmas. En el club tienen algunas certezas y también incertidumbres, más aún a la altura de temporada en la que se encuentra aún el equipo, con el bonito reto de extender lo máximo posible la presencia en el primer puesto de la tabla y hacer unos grandes play off.

Aunque lo ideal es esperar a hacer balances a final de curso, hay situaciones que exigen antelación de movimientos. El hombre más codiciado del equipo es Jayson Granger, que queda libre en el mes de junio. Aunque el uruguayo intenta aparcar, así lo ha expresado públicamente, hasta el verano qué determinación tomar para encaminar su futuro, los cantos de sirena son constantes. Y no sólo se centran en clubes, sino hasta en agencias de representación. Tutelado desde que era un adolescente por la empresa U1st, propiedad de Regino Olivares, llaman a su puerta ofreciéndole jugosas posibilidades para el futuro desde otras. La principal, la de Misko Raznatovic, el agente más poderoso en el actual panorama europeo con progresiva exportación hasta la NBA.

Con fuerte presencia en países de la antigua órbita soviética y Turquía, Raznatovic consigue contratos altos con jugadores de nivel. Un caso que vale como ejemplo es el de Nik Caner-Medley, que marchó al Astaná de Kazajistán a cambio de un millón de dólares. Como publicó semanas atrás este periódico, Ryan Toolson ya sabe de esa posibilidad de firmar un contrato oneroso en algunos de esos clubes. Su experiencia en Turquía fue pobre a nivel personal, pero con 30 años recién cumplidos la posibilidad de firmar un gran contrato está ahí. No acabó, por cierto, demasiado contento el norteamericano con su participación en el partido de semifinales. Apenas jugó en la segunda mitad.

El caso es que a Granger le llegan ofrecimientos desde las propias agencias, síntoma de que es un caramelo muy jugoso. La de Raznatovic (BeoBasket) no es la única. En el Unicaja, aunque no se tira la toalla, se tiene asumido que la continuidad del uruguayo va a ser tremendamente complicada y se rastrea el mercado de bases emergentes. Raulzinho Neto (UCAM) es uno a los que se le realiza un seguimiento continuo, aunque tiene contrato con el cuadro pimentonero. Pero hay más a nivel español y continental.

En una paradoja, cuanto mejor sea el rendimiento de Granger de aquí a final de temporada más difícil será retenerle. Los rendimientos de Marcelinho en el Barcelona y Campazzo en el Real Madrid alimentan la posibilidad de cambio también en esa posición en los grandes transatlánticos del baloncesto español. Y no hay que olvidar que Granger es un cupo. La decisión del uruguayo si continúa con U1st o se marcha a otra también puede influir de manera importante en su futuro, qué opción escoger también implicaría ir hacia uno u otro lado. Cuesta verlo.

El charrúa era uno de los nombres de moda en Las Palmas por sus prestaciones. Pero no el único. El caso de Kuzminskas es también ejemplo del reverso de que un jugador destaque. En su caso, hay una cláusula por parte del Unicaja para ampliar por una temporada más su compromiso, aunque él también la tiene para quedar liberado. Su corte no es barato.

Como dijo Plaza hace un mes, "sería un ingenuo si pensara que los jugadores viven en una burbuja". Así que las planificaciones no deben chocar con la segunda parte de la temporada, en la que los actuales jugadores pueden seguir haciendo historia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios