Abengoa anuncia medidas para defenderse de los especuladores

  • La multinacional andaluza avanza que su cifra de negocio creció un 3% en el primer semestre y su Ebitda repuntó un 9%

Abengoa anunció ayer medidas para frenar la especulación con sus valores en los mercados. La compañía avanzó que dará a sus bonos convertibles y canjeables las mismas garantías que a los high yield -alto rendimiento- con el objetivo de evitar que algunos inversores "tomen posiciones irracionales" en sus seguros de impago de deuda (CDS), según señaló en un comunicado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). El anuncio se produjo poco después del cierre de la sesión bursátil, en la que los títulos B de Abengoa sufrieron una caída del 7,6%, cerrando en el entorno de los 2,42 euros por acción.

Junto a las medidas para frenar la especulación, la multinacional andaluza también publicó un avance de sus resultados semestrales, cuyo desglose se divulgará dentro de dos semanas. La compañía facturó entre 3.375 y 3.400 millones de euros en el primer semestre del año, un 3 % más que en el mismo periodo de 2014. El resultado bruto de explotación (Ebitda) se situó entre 640 y 660 millones de euros, lo que supone un repunte del 9 %.

El consejero delegado de Abengoa, Santiago Seage, que ofreció una conferencia con analistas convocada con apenas una hora de antelación, afirmó que la compañía se encuentra en una buena posición de liquidez y que prevé financiarse sin problemas y a costes bajos a corto plazo.

"No vamos a usar más los CDS", afirmó Seage durante la conferencia, al tiempo que achacó a esta cuestión el fuerte desplome que sufrieron ayer en bolsa las acciones de la compañía.

"Como compañía tenemos que tener cuidado con nuestros CDS, para que la gente no tenga oportunidades para hacer cosas injustas", explicó el ejectuvo, que agregó que la diferencia en las garantías "les ha dado la oportunidad de jugar con los CDS".

"Para nosotros es importante que el coste de la deuda baje. Tenemos que arreglar nuestros CDS" con el objetivo de que este juego pare", afirmó el consejero delegado de la compañía, que lamentó que la mejora de la calificación crediticia no ha mejorado el coste de la deuda.

Abengoa ya sufrió fuertes caídas en bolsa a finales de 2014, cuando surgieron ciertas dudas sobre la clasificación de su deuda, algo que fue finalmente aclarado por parte de sus directivos.

Con respecto al funcionamiento del negocio, Seage reiteró que la intención del grupo es crear el próximo año un nuevo vehículo de inversión APW. Esta compañía, similar a la alianza formada con el fondo EIG, contaría con un socio externo y su función consistiría en comprar los proyectos en construcción que se adjudique Abengoa, con el objetivo de que esta pueda liberar recursos para nuevas iniciativas.

Seage se mostró confiado con la evolución del plan de desinversiones y ha anunciado que trabaja en una última transacción de gran tamaño que previsiblemente se completará antes de finales de verano.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios