Bruselas anima a España a estimular la movilidad y la flexibilidad salarial

  • El comisario Olli Rehn considera que la mejora del mercado de trabajo debe ser la prioridad para países como Italia o España.

Comentarios 6

El comisario europeo de Asuntos Económicos y Monetarios, Olli Rehn, ha animado a España e Italia a "fomentar la movilidad laboral y la flexibilidad salarial para estimular el mercado de trabajo", un objetivo que debe ser en estos países, dijo, "la prioridad más urgente". "La mejora del mercado de trabajo debe ser ahora la prioridad más urgente de países como Italia y España", ha destacado Rehn, que ha apuntado que "deben tomarse algunas decisiones dolorosas a corto plazo, pero beneficiosas al cabo del tiempo".

Profundizar en el mercado único y mejorar las reformas económicas con un "estímulo de la movilidad laboral y la flexibilidad salarial es clave para que la gente vuelva al mercado laboral y vuelva a aumentar la producción", ha señalado Rehn en un debate organizado por el grupo de liberales del Parlamento Europeo (ALDE) en el que ha defendido una futura emisión de eurobonos. "El único proteccionismo que se debe practicar es el proteccionismo con la gente y para ello hay que asegurar que los ciudadanos adquieren los conocimientos que se demandan en la sociedad económica actual", ha señalado. "Sé que hacer una enumeración de lo que hay que hacer no es lo difícil. Que lo complicado es tomar las decisiones y aplicarlas", ha reconocido el comisario finlandés.

Ese esfuerzo "ha dado sus frutos en el pasado", ha señalado Rehn, que ha puesto como ejemplos el trabajo hecho por Alemania en la primera década del siglo actual o los planes llevados a cabo por países como Dinamarca y Holanda en los años 80, por Suecia y Finlandia en los 90, Alemania después o Estonia, Letonia e Irlanda actualmente.

Por otro lado, Rehn ha dejado claro que "tan importante como la consolidación fiscal es el estímulo del crecimiento y el empleo". "No me gusta de hecho la palabra austeridad. Prefiero llamarlo rigor", ha apuntado el comisario. Rehn ha pedido asimismo tiempo a los mercados, a los que ha llamado "impacientes", para que den espacio a las reformas estructurales llevadas a cabo en la eurozona a dar sus frutos y para que la situación no derive en "una crisis de liquidez". Y es que, según el comisario, "la crisis no está superada todavía ni mucho menos". "Tomará tiempo porque las reformas estructurales realizadas necesitan más tiempo", ha apuntado.

Respecto a los eurobonos, sobre los que la Comisión Europea presentó una propuesta preliminar otoño, Rehn ha dicho que traerán "claras ventajas", si bien ha dejado claro que "deben ir codo con codo con una férrea consolidación fiscal".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios