La Caja Rural de Castellón aprueba su incorporación al Grupo Cajamar

  • La operación se cerrará en el segundo semestre y la caja aportará 883 millones al negocio

El consejo rector de Caja Rural de Castellón ha decidido proponer a la asamblea ordinaria de socios que se celebrará en mayo su integración en Grupo Cooperativo Cajamar, con el objetivo de cerrar la operación en el segundo semestre de 2011.

Caja Rural de Castellón se convierte así en la sexta entidad valenciana que se incorpora al grupo, al que aporta un volumen de negocio de 883 millones de euros, activos por importe de 484 millones, 20 oficinas, 104 empleados y 59.429 clientes. La entidad cuenta con 18.084 socios, de los que 16.846 son personas físicas y 1.238 empresas e instituciones.

Integrado por Cajamar Caja Rural, CajaCampo, Caja Rural de Casinos, Caixa Albalat, Caixapetrer y Caixa Turís, y dos meses después de que Caixa Rural Balears haya completado su fusión con la entidad cabecera, el Grupo Cooperativo Cajamar es el primer grupo de cooperativas de crédito de España. Con la incorporación de la Rural de Castellón, las seis cajas rurales que lo forman suman activos de más de 30.000 millones, que suponen el 30% del balance de las 75 cajas rurales que operan en España. Cuenta con 1.024 oficinas y 5.400 empleados en 38 provincias de 14 comunidades, más de 740.000 socios, 2,5 millones de clientes y un volumen de negocio gestionado que sobrepasa los 53.000 millones.

El Grupo Cooperativo Cajamar, muy enraizado en los territorios de origen de sus entidades, Andalucía, Murcia, Castilla y León, Madrid, Baleares y la Comunidad Valenciana, representa una de cada cuatro oficinas y uno de cada cuatro empleados del sector de cajas rurales.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios