Caja Rural de Granada dispara su beneficio un 37,8% en 2014, hasta los 28,7 millones

Caja Rural de Granada, que pertenece al Grupo Caja Rural, obtuvo en 2014 un beneficio después de impuestos de 28,7 millones de euros, un 37,8% más que el año anterior y un "excelente comportamiento", según afirmó ayer la entidad. De este montante, 19,9 millones irán dirigidos a incrementar sus reservas y el resto a nutrir el Fondo de Educación y Promoción y a retribuir las aportaciones al capital de sus socios.

La cooperativa de crédito alcanzó en 2014 un volumen de capital y reservas superior a los 509 millones, con una ratio de solvencia del 15,85%, 2,31 puntos más que en 2013 y muy por encima del 8% legalmente exigido, con lo que se consolida como una de las entidades más solventes del sector, según informaron ayer el presidente de Caja Rural de Granada, Antonio León Serrano, y el director general de la entidad, Dimas Rodríguez.

La ratio de eficiencia se situó en el 50,8%, un nivel similar a la del año anterior. La liquidez también alcanzó una de las ratios más elevadas del sector, con el 50%. Todo ello ha permitido, según afirma la entidad, incrementar la plantilla de empleados, que alcanza los 840 trabajadores, y el mantenimiento de la totalidad de su red de oficinas, 197 sucursales en las provincias de Granada (161), Málaga (31), Almería (4) y Madrid (1).

El margen financiero alcanzó los 124,7 millones de euros, lo que supuso una ligera reducción del 0,2% con respecto a 2013.

El Grupo Caja Rural está compuesto por 27 entidades que funcionan bajo el modelo de banca cooperativa. Constituido en torno a la Asociación Española de Cajas Rurales (AECR), el grupo gestiona un total de 55.299 millones de euros de activos y cuenta con 8.128 empleados y 2.368 oficinas en toda España.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios