Montoro advierte que el techo de gasto "no tendrá virajes de 180 grados"

  • El ministro de Hacienda rebaja las expectativas al afirmar que los Presupuestos irán "muy en línea" con los de años anteriores

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, afirmó ayer que el techo de gasto de los Presupuestos Generales del Estado de 2016, que el Gobierno aprobará hoy, estará en línea con el de años anteriores y añadió que no habrá "virajes de 180 grados".

En conferencia de prensa al término de la reunión de la Comisión Nacional de Administración Local (CNAL), Montoro aprovechó para "rebajar expectativas" y asegurar que los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2016 que está elaborando el Gobierno irán "muy en línea" con los de los años anteriores.

El ministro destacó el compromiso de los presupuestos con la reducción del déficit público y con la contención de la deuda pública, ya que, subrayó, es esta clase de presupuestos "la que está sacando a España de la crisis económica y originando la creación de empleo".

Por ello, Montoro aseguró que el Gobierno no va a cambiar esta orientación porque estemos al final de la legislatura, ya que supondría volver a los problemas que había la comienzo de la legislatura.

En consecuencia, quiso "rebajar" las expectativas generadas en torno a la cita de hoy y recalcó que el Ejecutivo va a hacer los presupuestos que sabe hacer "y no otros".

El Gobierno aprobará hoy, en Consejo de Ministros, un techo de gasto para el próximo ejercicio, que, previsiblemente será más social, y supone el primer paso para la elaboración de los PGE de 2016.

Una vez aprobado el acuerdo que fija los objetivos del programa de estabilidad presupuestaria, más conocido como techo de gasto, pasará a tramitarse en las Cortes, donde será debatido en el Congreso y el Senado los días 15 y 16 de julio.

Además, el Gobierno ha dado instrucciones a los ministerios para que tengan dispuestos, cuanto antes, los presupuestos de 2016 para proceder a su aprobación el día que el presidente de Gobierno, Mariano Rajoy, estime oportuno.

La voluntad del Ejecutivo es aumentar el gasto y rebajar impuestos sin perder de vista el cumplimiento de los objetivos de déficit público. Así, en estos días estudia si hay margen para aumentar este techo, que en 2015 ascendió a 129.060 millones de euros, un 3,2% menos que un año antes. El Gobierno reconoce que hay más ingresos y los ajustes son menores pero también que, en 2016, hay que bajar el déficit 1,4 puntos, hasta el 2,8%.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios