Repsol eleva su producción un 86% gracias a la incorporación de Talismán

  • La petrolera gana 1.053 millones en el semestre, un 20,6% menos por los ingresos atípicos de 2014

Repsol obtuvo un beneficio neto de 1.053 millones de euros en el primer semestre del año, un 20,6% menos que en el mismo periodo de 2014, debido al impacto extraordinario en las cuentas del pasado ejercicio tanto de la venta de las acciones de YPF como del negocio de gas natural licuado (GNL).

Según la información remitida ayer a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), los efectos extraordinarios en 2014 derivados de la venta del paquete accionarial que Repsol mantenía en YPF, tras la expropiación y del negocio de GNL, han supuesto un impacto en las cuentas de este semestre de 616 millones.

Así, el beneficio neto ajustado -es decir, calculado en base a la valoración de los inventarios a coste de reposición (CCS)- mejoró en un 35% en el primer semestre, hasta 1.240 millones. Estas son las primeras cuentas que incorporan los negocios de Talisman, después de que Repsol cerrara la compra de la petrolera canadiense el pasado 8 de mayo, fecha desde la que consolidan sus actividades.

La incorporación de los activos de Talisman ha permitido situar la producción media en junio -el primer mes completo de aportación- en 660.000 barriles equivalentes de petróleo diarios, un 86% por encima de la producción media de Repsol en 2014.

La producción media del semestre ha ascendido a 440.000 barriles equivalentes de petróleo diarios, dado que los activos de Talisman sólo contabilizan desde el 8 de mayo. Pese a los buenos datos de producción, el desplome de los precios internacionales del crudo en casi un 50% y la interrupción de la actividad en Libia han lastrado las cuentas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios