Salgado cree que los ciudadanos "entienden" la necesidad de reformar las pensiones

  • Espera que se cree empleo en la segunda mitad de 2010 y avanza que el Gobierno presentará la próxima semana su propuesta de reforma laboral.

Comentarios 16

La vicepresidenta segunda del Gobierno, Elena Salgado, defendió este sábado el "ejercicio de responsabilidad" realizado por el Gobierno con su propuesta de reforma de las pensiones, que prevé retrasar la jubilación hasta los 67 años de edad, y aseguró que "los ciudadanos entienden que son medidas que hay que tomar para garantizar la sostenibilidad del sistema" en el futuro.

En declaraciones a la Cadena Ser, Salgado tachó de "hipócrita" la actitud del PP al criticar la propuesta del Gobierno y descartó que España viva una situación de "emergencia nacional". "No hace falta más que salir a la calle y darse un paseo", subrayó.

  La vicepresidenta reconoció que "la crisis ha resultado mucho más grave de lo que habíamos previsto". "No la vimos venir nadie", declaró Salgado, quien indicó que "nosotros sabíamos que se estaba gestando una burbuja inmobiliaria, pero fue un añadido a la crisis, que fue una crisis financiera internacional que no comenzó en España".

Salgado defendió la "propuesta valiente" del Gobierno para reformar las pensiones y se mostró convencida de que "será capaz" de convencer de su necesidad a sindicatos y partidos políticos, que han mostrado su oposición a las medidas. 

"Hay que decirle al país que en 2025 podríamos tener problemas con el sistema de pensiones y por eso planteamos ahora la reforma", explicó la ministra, que aseguró que no supone una traición al Pacto de Toledo sino "una propuesta que hay que discutir". En este sentido, defendió que la propuesta se plantea ahora para hacer los cambios de manera gradual a partir de 2013.

También defendió la necesidad de ampliar los años que se tienen en cuenta para calcular la base de cotización de las pensiones y la conveniencia de modificar las pensiones de viudedad.

En cualquier caso, quiso dejar claro que ninguna de las personas que ahora mismo cobran dicha pensión van a sufrir ningún tipo de modificación, "salvo para mejorarla", y que será a partir de ese 2013 cuando se empiecen a aplicar los cambios.

Control de las prejubilaciones

De la misma forma, explicó la intención del Gobierno de que la reforma incluya medidas para un control más estricto de las prejubilaciones anticipadas y de que ésta se reduzcan, "especialmente las que son decididas por empresas con beneficios y son pagadas por el conjunto de los españoles".

  La vicepresidente pidió al PP un ejercicio de "responsabilidad, visión de futuro y compromiso de país", ya que, según dijo, "cada vez que hay una propuesta del Gobierno se colocan enfrente, sea cual sea la propuesta".

Además, rechazó diferencias con el Ministerio de Trabajo en el diseño de la reforma de las pensiones y resaltó que es una propuesta "del Gobierno, que es el conjunto de los ministros y el hecho de que el señor Corbacho estuviera ayer en otra reunión de ministros de la Unión Europea no significa que no esté de acuerdo con lo que es una propuesta del Gobierno".

Salgado también subrayó la necesidad que recortar el gasto público en 50.000 millones de euros para 2013, de los que 40.000 millones corresponderán al Gobierno, mientras que el resto tendrá que ser un esfuerzo de las Comunidades Autónomas.

Creación de empleo en 2010

Respecto a la evolución del empleo, la vicepresidenta descartó que el paro se vaya a "desbocar", y tras admitir que "puntualmente" la tasa de paro podría llegar al 20% en el primer trimestre para luego disminuir, auguró que "se creará empleo neto a partir de la segunda mitad de 2010".

"En España, por el peso de la construcción, el primer trimestre es el peor en términos de empleo y eso puede pasar también en 2010", explicó Salgado, para agregar que el desempleo ya "se está moderando de forma clara".

Además dijo que las prestaciones por desempleo no se verán afectadas por ninguna reforma y los trabajadores en paro "tienen garantizada su prestación".

La vicepresidenta alabó "el papel extraordinario" de los sindicatos en esta crisis económica y la "actuación responsable" de los empresarios, "aunque en algunas ocasiones hayamos tenido desacuerdos con su cúpula".

Salgado avanzó que la próxima semana el Gobierno presentará sus propuestas de modificación del mercado laboral para ser discutidas por los agentes sociales.

"Es una propuesta del Gobierno a la mesa del diálogo social, creemos que hay que adaptarse a las circunstancias actuales y pensar en el futuro, y eso llevará a hacer cambios", concluyó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios