La gran banca española cumplirá las nuevas exigencias de capital de la UE

  • Las necesidades son algo menores tras computarse los bonos convertibles en acciones

El Banco Santander, BBVA, Banco Popular, BFA-Bankia y La Caixa remitieron ayer al Banco de España sus planes para cumplir antes de julio los nuevos mínimos de capital exigidos por la Unión Europea sin necesidad de recurrir a ayudas públicas ni a grandes ampliaciones de capital.

Según los cálculos de la Autoridad Bancaria Europea, los cinco grandes bancos españoles debían reforzar su capital en al menos 26.170 millones de euros, un objetivo que el Banco de España consideró que se podía alcanzar "razonablemente". Tanto es así, que las entidades empezaron a diseñar desde el primer momento una estrategia que les permitiera, no sólo alcanzar una proporción de recursos de máxima calidad del 9%, sino aún superior. El canje de participaciones preferentes por acciones nuevas o la propia generación de resultados han sido las principales bazas de las entidades, unidas a la entrega de nuevos títulos como pago de dividendo.

De los 26.170 millones de euros que requerían las cinco grandes entidades, el Santander debía captar 15.302 millones; BBVA, 6.329 millones; Banco Popular, 2.581 millones; BFA-Bankia, 1.329 millones y La Caixa 630 millones.

Sin embargo, las necesidades reales de capital de la banca española eran sensiblemente menores, ya que la autoridad europea no incluyó en el cálculo los bonos convertibles en acciones ya emitidos y que computan si se convierten antes de octubre de 2012.

Los nuevos mínimos de solvencia se establecieron con el objetivo de recuperar la confianza del mercado y facilitar el acceso de los bancos a la financiación mayorista, el mismo fin que quiere lograr el Gobierno con la reforma financiera que ultima y que llevará a una segunda oleada de fusiones.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios