Las hipotecas a tipo fijo repuntan por la incertidumbre sobre el futuro del Euríbor

  • Los expertos prevén que este año crezcan a un ritmo del 30% Los bancos inician una carrera para lanzar ofertas atractivas al cliente

La economía española ya está en la senda de la reactivación del consumo y además, los bancos vuelven a abrir poco a poco el grifo del crédito, por lo que son las buenas condiciones para que este año empiecen a aumentar los préstamos hipotecarios a tipo fijo, según los expertos consultados por Efe.

Un repunte que los analistas de la Agencia Negociadora cifran en torno al 30% para este ejercicio y que se espera porque la banca ofrece cada vez mejores condiciones a la hora de contratar estos préstamos, con intereses cada vez más competitivos.

Debido al bajo precio actual del dinero, la opción del tipo fijo no era hasta ahora muy atractiva para la inmensa mayoría de los clientes bancarios, y de hecho, según los últimos datos disponibles correspondientes al mes de abril, sólo el 7,5% de las hipotecas que se firmaron ese mes eran a tipo fijo. La costumbre entre los clientes bancarios en España es ver con "mejores ojos" las hipotecas con interés variable, en su mayoría referenciadas al Euríbor, ya que hasta hace poco, el interés de las de tipo fijo alcanzaba niveles del 5% ó el 6 , por lo que salían considerablemente más caras que las de tipo variable.

Según los datos más recientes, del pasado mes de junio, el Euríbor marcó un nuevo mínimo histórico ese mes, el 0,163%, a lo que las entidades suman un diferencial que depende de muchos factores. Sin embargo, los expertos advierten de que quien vaya a firmar un préstamo a tipo variable debe saber que su cuota mensual podría subir hasta niveles que ahora mismo ni imagina, ya que no se puede predecir la evolución del Euríbor a doce meses y recuerdan que hace no tanto, en el verano de 2008, estaba en máximos, en el 5,5%.

Las propias entidades financieras han iniciado una campaña de mejora de los tipos de interés de las hipotecas a tipo fijo, que son una apuesta segura y dan tranquilidad a los clientes, que saben qué cuota pagarán mensualmente durante toda la vida del préstamo. Actualmente, las entidades financieras ofrecen unos intereses fijos para hipotecas "muy atractivos" para los clientes, ya que la más económica, para un préstamo a diez años, tiene un interés del 2,05% y la más cara, del 2,6%.

En cuanto a la oferta de hipotecas a tipo fijo de 20 años de duración, los intereses oscilan entre el 2,40% y el 2,90%, incluso en las de 30 años, se mantienen en el 2%, ya que oscilan entre el 2,50% y el 2,75%, según estos datos. Unas cifras, por tanto, que cada vez se acercan más a las de tipo variable, aún en mínimos históricos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios