La ciudad valora mejor el periodo de Rosa Aguilar

  • El sondeo suspende el mandato del actual alcalde y aprueba el periodo de la anterior regidora empujado por la opinión del electorado que votó a IU en 2007.

Comentarios 22

Rosa Aguilar dejó el cargo de alcaldesa en abril de 2009 tras dos años de mandato de la corporación que acaba. Generó una auténtica tormenta política al abandonar Izquierda Unida, irse a la Junta (ahora es ministra) y favorecer la llegada a la Alcaldía del actual regidor, Andrés Ocaña. Pese a todo ello, la encuesta de Commentia para El Día asegura que los votantes tienen mejor opinión global del periodo en el que Rosa Aguilar estuvo al frente de la corporación municipal que el tiempo que Andrés Ocaña ha tenido la responsabilidad de dirigir el gobierno de la ciudad. En cifras, la nota que se le otorga al gobierno de Rosa Aguilar aprueba ese trabajo con un 5,3. El periodo de Ocaña trae un suspenso, un 4,5.

Es interesante comprobar el efecto que la marcha de Rosa Aguilar ha tenido un impacto de mucha relevancia entre el propio electorado de IU. Quienes votaron a la federación en 2007 -la lista la encabezaba la hoy ministra- consideran hoy que los dos años de gobierno de Aguilar en esta corporación se merecen un 6,9. Se trata de una nota realmente alta si se tiene en cuenta que sólo uno de los candidatos supera el cinco. Esa misma pregunta, realizada sobre la labor del gobierno presidido por Andrés Ocaña, afirma que el resultado es un 5,9. De hecho el regidor recibe mejor valoración como primera autoridad municipal que como candidato, con un 4,7.

Los votantes socialistas también consideran que el gobierno ha ido a peor a pesar de que, a priori, eran los principales beneficiarios de la marcha de Rosa Aguilar a la Junta y que los líderes del partido avalaron la operación. Las buenas sensaciones que el votante del PSOE tenía del gobierno presidido por la hoy ministrase se desplomaron. Hoy, a la etapa de Aguilar al frente del Consistorio se le da por parte de quien votó a Rafael Blanco un 6,3. Cuando se pregunta por la etapa de Ocaña, en la que los socialistas han tenido la misma responsabilidad (con la marcha de Blanco y Victoria Fernández), la nota se queda en un aprobado raspado, un 5,1.

¿Y el votante popular? Pues la verdad que le gustaba tan poco el gobierno de Aguilar como el de Ocaña aunque es cierto que tienen peor opinión de esta última etapa. La diferencia es de apenas cinco décimas. Quien dice haber votado a Nieto suspendía con un 3,1 al equipo presidido por la ministra aunque reduce esa valoración a un 2,6 al periodo de Ocaña.

Aguilar dejó la política local cuando su potencia ante el electorado ya declinaba. Incluso sin ganar las elecciones, la exalcaldesa aparecía en las encuestas como la política más valorada. Esa tendencia cambió en 2007. Desde entonces el más valorado es Nieto.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios