"Aumentar la formación es la mejor receta contra la crisis"

-¿Cómo es esta crisis?

-No tiene antecedentes, ni referencias históricas.

-¿Le habría gustado vivir en otra época histórica?

-No. La vida en períodos anteriores ha sido muy difícil.

-En el imperio romano sería ya senador vitalicio.

-Probablemente. En el mundo actual los senior están desaprovechados.

-Usted ha tratado con todos los presidentes del Gobierno. Defínalos. Suárez.

-Valiente. Hizo la reforma democrática y la Constitución en un periodo difícil.

-Calvo Sotelo.

-Un interregno.

-González.

-Un personaje tan interesante, que se tuvo que ir descubriendo él mismo. Nos dejó en la OTAN, protagonizó la entrada en la UE...

-Aznar.

-Un gobernante decidido. Aglutinó en su entorno a todo el centro derecha. El partido conservador español está hecho y se lo debemos a él.

-Zapatero.

-Tiene que resistir la comparación con González y con Aznar, que no es fácil. La talla la va a tener que dar en la solución a la crisis que vivimos.

-¿Deberíamos hacer unos Pactos de la Moncloa contra la crisis, como en el 77?

-Serían necesarios para conformar una administración pública más austera y eficaz.

-¿Y más pequeña?

-En algunas cosas más pequeña y más amplia en otras, por ejemplo en formación, que es el gran déficit de la España actual.

-Y Andalucía, ¿cómo está en este campo?

-Andalucía ha dado un salto cualitativo muy importante. Ahora es necesario que la sociedad andaluza se involucre más en el proceso de creación de riqueza.

-Usted ha sido el hombre de la concertación social.

-En 1984 José María Cuevas me nombra secretario general de la CEOE y me pide que lleve la relación con los sindicatos y con el Gobierno en este área. Estuve en una comisión tripartita que presidió Fuentes Quintana que preparó la reforma de la Seguridad Social. Allí conocí a mucha gente, por ejemplo a un joven dirigente de la UGT, Manuel Chaves.

-¿Qué me dice de Fidalgo?

-Una personalidad fuerte. Comisiones es hoy un sindicato profesional, que no tiene vinculación con ningún partido y cumplidor de los acuerdos. Esa impronta se la ha dado Fidalgo.

-¿Y de Cándido Méndez?

-Lo conozco de hace tiempo. Fue diputado en 1979 por Jaén en la misma legislatura en que un tío mío, Julio Aguilar, fue diputado por UCD. Encabezaron las listas Boyer por el PSOE y Landelino Lavilla por UCD. En los momentos difíciles la comunicación humana ha facilitado las cosas.

-Usted fundó la Confederación de Empresarios de Málaga con Martín Almendro. ¿Cómo recuerda al primer presidente de la CEA?

-Era arrollador. Era capaz de impulsar el proyecto de mandar un hombre a la luna.

-¿Se equivocó con la campaña para las autonómicas de mayo de 1982, con aquel cartel de la manzana socialista y el gusano comunista?

-Probablemente. La campaña fue bronca, porque el momento era difícil. El partido gobernante en octubre pasó de 164 a 12 diputados. En 1980 se perdieron 180 millones de horas de trabajo por huelgas; en 2008 no se ha llegado a ocho millones. El país estaba convulso y el empresario tenía perdido el norte.

-¿Y Otero Luna?

-Un caballero en todo el sentido de la palabra.

-Álvarez Colunga.

-La inquietud permanente y el activismo empresarial.

-Santiago Herrero.

-El ejecutivo incansable.

-El presidente de la CEOE reclama el abaratamiento del despido. ¿Usted que piensa?

-Si me piden una receta, diría que la formación de los trabajadores. Pero también hay que solucionar la financiación de las pymes. Y reformar no sólo el mercado de trabajo, sino también la administración pública. Cualquier medida que se quiera tomar aislada, incluida la del subsidio, será insuficiente.

-Se ha relacionado con varios ministros de Trabajo andaluces. ¿Cómo fue Arenas?

-El ministro que más rápidamente aprendió su oficio.

-¿Y Griñán?

-El mejor conocedor del mercado de trabajo.

-¿Con Díaz Ferrán ha hecho las paces?

-José María Cuevas fue mi presidente, mi maestro, y un poco mi padre. Cuando se marchó me mantuve un año con Díaz Ferrán. Y más allá de alguna tensión que se produjo en mi salida, deseo que Gerardo dirija la organización con el mismo acierto que José María.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios