Colas para pasar por el manto

Centenares de niños pasaron ayer por la iglesia de San Jacinto para cumplir con el rito anual de ponerse bajo la protección de Nuestra Señora de los Dolores. En la festividad de la Candelaria, tanto los más pequeños como los mayores subieron hasta el camarín de la Señora de Córdoba para postrarse unos instantes bajo el manto de esta imagen. Las colas de fieles en este templo cordobés volverán a repetirse el próximo Viernes de Dolores, en el que se considera como pórtico de la Semana Santa.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios