"La crisis ha tenido algo bueno: saber que el modelo Wall Street no funciona"

-En los periódicos de Tenerife hay una página diaria sobre Venezuela. ¿Lo verán sus paisanos como un traidor trabajando para el Gobierno de Estados Unidos?

-Yo soy de Telde, Gran Canaria, y allí hay muchos más vínculos con Cuba que con Venezuela. En Tenerife es mayor la presencia de Venezuela, le dicen la octava isla.

-¿Cómo ha encontrado Andalucía cinco años después de su visita con Al Gore?

-Con la misma ilusión y entusiasmo. Veo en los andaluces, en los españoles en general, la convicción de que esta crisis debe ser una oportunidad. Una de las pocas cosas buenas que ha podido tener esta crisis es que modelos que hace cinco años se veían como intocables, como el modelo financiero Wall Street, se ha visto que son modelos que no sirven. Es el tiempo de la sostenibilidad, que ya no es sólo un concepto de la ecología, sino de la economía y de la política.

-Al Gore perdió las elecciones. ¿Ganó su discurso?

-Hay un antes y un después del discurso de Al Gore. Sus opiniones sobre el cambio climático están en la agenda política mundial. Antes podía haber dudas, pero el debate científico sobre el cambio climático ya se ha acabado. La mano del hombre aceleró ese proceso. Frenarlo no sólo es lo correcto y lo ético, es lo rentable.

-¿En un contexto de desempleo como el que tiene España?

-El medio ambiente no sólo genera empleo, genera empleo de calidad. Un empleo local, con una cierta formación y que requiere de talento.

-Febrero es mes de los carnavales. ¿Los de Canarias, los de Nueva Orleans o los de Cádiz para ser neutral?

-No tengo tiempo para verlos. Mis hermanos sí han estado en el Carnaval de Cádiz. Aunque el de Canarias tiene más glamour en la sofisticación de los trajes y disfraces, el gaditano se vive más en la calle. Como en Nueva Orleans.

-¿Quién gobernaba en Estados Unidos cuando llegó?

-Bush padre.

-Hillary Clinton perdió las primarias y se incorporó al equipo de Obama. ¿Es válido para Rubalcaba y Carme Chacón?

-No se pueden extrapolar las fórmulas. En Estados Unidos hay una cultura de primarias. Cuando terminan, todos empujan en la misma dirección.

-Los gobiernos de Cuba y Venezuela son los más antinorteamericanos, pero en sus costumbres son los países más yanquis...

-Son contradicciones de la vida que no te dejan de sorprender.

-Reforma verde, economía verde, tecnología verde. Su apellido parece llovido del cielo.

-Tiene sentido ser verde. Lo entendió el presidente Obama. Cuando llegó, dejamos de ser parte del problema para ser parte de la solución. Cuando nació mi padre en 1945 había 1.500 millones de habitantes. Hace dos meses pasamos la barrera de los siete mil millones.

-¿Es verdad que en Estados Unidos le llaman españoles a los hispanos y castellanos a los que vivimos en España?

-Puede ser. En Estados Unidos somos primero hispanos y después cubanos, españoles o dominicanos.

-¿A qué deportista español sigue allí con más interés?

-A Pau Gasol. Es un deportista y un embajador excepcional.

-¿Cómo se presenta la campaña para la reelección de 2012?

-Tenemos todo preparado para ganar en noviembre. Estamos recaudando dinero para la campaña electoral y volver a ganar a los republicanos.

-Dice su currículum que ha participado en catorce campañas políticas en Estados Unidos. ¿Nunca lo hizo en España?

-No. España es mi base familiar y parte de mi base de trabajo en los Estados Unidos.

-¿Qué lugar ocupa nuestro país en el Pentágono?

-España es muy importante, como lo es toda Europa. Tenemos objetivos comunes. Suponemos el 9% de la población mundial y el 52% del Producto Interior Bruto.

-¿Y Andalucía?

-Si le hablas de Andalucía a un norteamericano medio, a lo mejor no sabe dónde está. Pero un empresario, un profesional de la innovación sí ha oído hablar de Abengoa, de Gamesa o Iberdrola. Andalucía tiene una experiencia exportable hacia un mercado en pañales como es el de las energías renovables. La crisis es una oportunidad para los empresarios.

-¿Hizo mestizaje con su país de adopción?

-Vivo con una gallega, Tiziana Domínguez. La conocí en Washington. Ella estaba de voluntaria en la campaña de Obama en 2008.

-¿La recesión juega contra la sostenibilidad?

-Al contrario. Cuando el Parlamento británico abolió en el siglo XIX la esclavitud, se habló de suicidio económico. Y fue el germen de la revolución industrial: el tren, la máquina de vapor.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios