Un edificio que revive con 400 años de historia

El convento del Corpus Christi, sede de la Fundación Gala, cumplió ayer 400 años y con motivo del aniversario se celebró una jornada de puertas abiertas en la que los ciudadanos pudieron escuchar al escritor cordobés Antonio Gala -en la imagen junto al ex presidente Cajasur Miguel Castillejo- hablar de sus proyectos en este edificio, que lejos de ser un bien anquilosado y caduco está lleno de la vida que cada año le dan los alumnos de la fundación, dedicados al estudio y a la formación en distintas disciplinas artísticas. Gala se refirió a ellos como sus "nietos" y manifestó que "un arte que no sirva para la vida no será nada". El escritor recordó además que "durante siglos se instauró entre estos muros el amor más espiritual" y aludió a que con las actividades que desarrolla la fundación que lleva su nombre se revive parte del legado del convento y de la historia de la ciudad.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios