Los griegos conquistan el fortín troyano

l El Panathinaikos griego, a priori el rival más duro de su grupo del Top 16 para el Unicaja, acabó ayer con la histórica racha de 23 victorias seguidas en casa que hacía del Palacio de los Deportes Martín Carpena el principal fortín de la Euroliga. Aunque los malagueños plantaron cara durante los tres primeros cuartos en un partido vibrante y muy igualado, en el periodo decisivo las cosas cambiaron. Los de Zeljko Obradovic, liderados por Drew Nicholas, colocaron la sentencia con un parcial de 15-2 que resultó demoledor. Fue el colofón a una segunda parte que resultó radicalmente opuesta a la primera. Tras el descaro ofensivo que imperó durante la primera mitad, la defensa se hizo la gran protagonista tras la vuelta de vestuarios. Los ocho puntos en los que se quedaron los de Aíto en el último cuarto hablan bien del esfuerzo de los helenos para alzarse con la victoria.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios