Entrevistas

La polémica visita del ex presidente

l No se puede decir que el ex presidente Aznar no levante pasiones, la de los suyos y desde luego las de los contrarios. Ayer visitó Melilla en plena crisis entre España y Marruecos por supuestos incidentes en la frontera melillense. El Gobierno, que intenta rebajar la tensión, se vio sorprendido por esta presencia y tachó al ex gobernante español de "desleal" con su propio país. Mientras en el PP salían a defender su decisión. Aznar, tras visitar la ciudad y los puestos fronterizos y ver cómo desarrollan su labor la Policía Nacional y la Guardia Civil ante el acoso de activistas marroquíes en "tierra de nadie" de la aduana de Beni-Enzar, expresó su "respaldo a todos aquellos que pasan malos momentos y son duramente criticados", en referencia a policías y guardias civiles que son acusados desde Marruecos de "racistas".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios